EL DÍA DE CÓRDOBA En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

La esquina

José Aguilar

jaguilar@grupojoly.com

Regalo de PP y Cs a Vox para nada

No aceptaban quedarse en minoría frente a Adelante y PSOE y dieron la presidencia al grupo opuesto a la comisión

La gran Alianza por Andalucía propuesta pomposamente por Juanma Moreno para reconstruir a la comunidad autónoma devastada por el coronavirus y una recesión de caballo ha muerto, o casi muerto, sin haber nacido. Su primer paso, que era la constitución de una comisión parlamentaria sobre el virus y sus consecuencias, naufragó nada más echar a andar. Y fueron el PP y Cs, los dos grupos que integran el Gobierno de Juanma, quienes la sabotearon.

La sabotearon por el procedimiento del tirón. Del tirón hacia la política sectaria y mezquina: entregándole la presidencia de la comisión al único grupo que precisamente se había opuesto a que se creara y formara esa comisión con el pretexto, estrictamente antidemocrático, de que ellos (Vox, me refiero) no iban a pactar nada con los que defienden un modelo económico cubano o venezolano.

La incongruencia del PP, sumisamente respaldada por Ciudadanos (Juan Marín ha disgustado a su dirección nacional), es culpable se mire como se mire. Lo racional habría sido conceder la presidencia de una comisión de este tipo a uno de los grupos de la oposición, PSOE o Adelante, para subrayar su condición de garante del control a la gestión gubernamental. Es lo que el PP pidió en la comisión creada en el Congreso. Pero si no se acepta la idea, por lo menos que el presidente salga de uno de los dos grupos de la coalición gubernamental, no del grupo con menos diputados que, además, no quiso que existiera la comisión parlamentaria que ha acabado dirigiendo. Con total desahogo.

Desahogo que también se denota en populares y ciudadanos: si no hicieran el regalo a Vox, quedarían en minoría en la comisión (suman menos escaños que la unión de socialistas y ex podemitas de Teresa Rodríguez), y podría verse un ejemplar, como que la comisión apruebe por mayoría una inevitable subida de impuestos autonómicos para poder afrontar el enorme gasto social que se avecina, y la Junta se vea obligada a desdecirse de su política fiscal. PSOE y Adelante han ofrecido a PP y Cs que cualquiera de ellos presida la comisión, desmontando la estrategia del centro-derecha.

Las comisiones parlamentarias suelen ser nuevos ámbitos para la refriega y el desencuentro y terminar sumidas en la inutilidad más absoluta. Ésta de la recuperación andaluza ya es inútil de nacimiento. La Alianza por Andalucía ha cumplido la regla: mientras más pomposa más inane.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios