Fútbol Sala | Primera División

Manu Leal y Cristian, y "el debut soñado" del Córdoba Patrimonio de la Humanidad

  • El capitán ve "clave del éxito" el buen rendimiento defensivo del equipo ante Osasuna Magna

  • El cancerbero ya mira al partido del próximo viernes ante el Levante con "un plus de motivación"

Manu Leal celebra el gol del triunfo ante Osasuna Magna, con Cristian al fondo. Manu Leal celebra el gol del triunfo ante Osasuna Magna, con Cristian al fondo.

Manu Leal celebra el gol del triunfo ante Osasuna Magna, con Cristian al fondo. / Laura Martín

El Córdoba Patrimonio de la Humanidad arrancó la temporada de su estreno en Primera División con un triunfo por la mínima ante Osasuna Magna (1-0). Una victoria gracias al esfuerzo colectivo, pero con dos nombres propios: el del capitán, Manu Leal, autor del único gol del partido tras una asistencia de Pablo del Moral, y el de Cristian Ramos, que fue capaz de dejar su portería a cero, además de ser el primer argumento ofensivo del equipo de Macario.

"Es un sueño hecho realidad, no se puede pedir más. Llegar a la Primera División, anotar el gol y llevarte los tres puntos es algo con lo que todos soñarían", apuntó de manera acertada a la conclusión del choque Manu Leal, que considera que "empezar así era clave" para la confianza de un recién ascendido a la élite en el que todos son conscientes de que "sufrimos hasta el final, pero así va a ser todo el año".

El cordobés explicó el desarrollo de un partido en el que "ellos llevaron el peso del partido, pero nosotros nos sentimos cómodos en ese aspecto del juego, cuando el rival tiene el balón" porque "sabemos apretar". Eso sí, la rigurosidad arbitral a punto estuvo de jugar una mala pasada en el tramo final al Córdoba Patrimonio, que tuvo que "bajar un poco la intensidad en la presión, pero aún así pudimos aguantar".

Todo en parte al buen rendimiento en el juego sin balón, que para el capitán blanquiverde "es la clave del éxito". "Ganamos por la gran defensa que hicimos, aunque sobre todo Cristian tuvo una gran intervención". "Ahora la gente va a estar con mucha moral. El viernes iremos a cancha del Levante, una cancha complicada, y luego viene Inter. Esto no para y tenemos que ir remando poquito a poquito y sacando puntos", sentenció Manu Leal, que de cara al futuro tiene clara la receta del éxito.

"No podemos amedrentarnos ante ningún rival. Somos un equipo hecho para Primera y tenemos que luchar todos los partidos", señaló el mayor de los Leal, consciente de que sobre todo en Vista Alegre "tenemos que hacernos fuertes porque la salvación pasa por aquí. Ellos son el sexto jugador. Salir a la pista y ver 2.500 personas nos va a dar mucha confianza y los equipos de fuera se pueden amedrentar con esa circunstancia. En fútbol sala pocos pabellones se ponen como el nuestro".

La redención de Cristian

El otro gran protagonista de la primera gran noche del Córdoba Patrimonio de la Humanidad en la élite fue Cristian Ramos, que volvió a sentirse importante tras un tramo final del pasado curso aciago "entre lesiones y demás". Tal vez por eso, el meta reconoció que fue "el debut soñado en Primera", entre otras cosas por terminar "el partido sin recibir ningún gol".

Con todo, su actuación no sólo fue destacada en el aspecto defensivo, sino también siendo el primer arma ofensiva de los suyos, un aspecto que maneja a la perfección y con el que espera estrenar su cuenta goleadora en Vista Alegre tras "meter alguno" a domicilio. Pero eso queda en un segundo plano viendo el éxito colectivo, virtud elemental en este equipo que comanda Macario.

"El resultado fue muy corto, pero en esta categoría, la mejor liga del mundo, los detalles son los que marcan. Todos soñábamos con un debut así, en un Vista Alegre lleno y volcado. Lo mejor creo que es que hemos cogido rápido el ritmo a la categoría. Ahora toca cogerlo también fuera, que es la cuenta pendiente", continuó el cancerbero, que ya tiene la mirada puesta en el próximo compromiso ante el Levante, ganador el viernes en la pista del Palma Futsal (1-2).

Cristian recordó que "no es lo mismo jugar en casa con tu afición que ir a cancha del Levante y mantener esa intensidad que te requiere la liga. Afrontaremos el partido con un plus de motivación, tras haber sacado los tres puntos, y sabiendo lo que nos viene luego en casa, los equipos más fuertes de la categoría. Creo que este primer duelo era clave para puntuar, coger moral y afrontar todo el primer tramo de la temporada bien".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios