EL DÍA DE CÓRDOBA En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Córdoba CF

El Córdoba CF quiere un filial con "seis o siete jugadores que puedan dar el salto al primer equipo"

Varios jugadores del Córdoba B trabajan durante un entrenamiento en la Ciudad Deportiva. Varios jugadores del Córdoba B trabajan durante un entrenamiento en la Ciudad Deportiva.

Varios jugadores del Córdoba B trabajan durante un entrenamiento en la Ciudad Deportiva. / Juan Ayala

Aunque ha sido este jueves cuando se han conocido oficialmente los primeros pasos, el proyecto 20-21 en el Córdoba CF arrancó el pasado lunes con la decisión de no renovar el contrato a Diego Delgado, técnico durante la última campaña del filial en el Grupo X de Tercera División. La no continuidad del villarrense se ha oficializado junto al listado de bajas del primer equipo poco antes de una rueda de prensa telemática en la que el consejero Adrián Fernández-Romero ha desgranado mucho del futuro a corto y medio plazo de la entidad.

Y entre los puntos a tratar, también han estado los otros dos equipos sénior de la institución: el ya referido Córdoba B y el Femenino, que repetirá campaña en la Liga Reto Iberdrola... salvo sorpresa. Porque el dirigente sevillano ha pasado de puntillas sobre él, advirtiendo que "no se puede adelantar nada porque está en cocina". La idea primitiva no era otra que reforzar la plantilla para poder aspirar a estar en las primeras posiciones, con un objetivo más ambicioso que la simple permanencia en la división de plata.

Sí ha dado más detalles Fernández-Romero sobre el filial, salvado por la cancelación de la temporada cuando era colista tras un año lleno de problemas. De partida, ha destacado que "en los próximos días" se anunciará el sustituto de Diego Delgado en el banquillo, que será "una apuesta bastante ilusionante" a la que rodearán de un grupo de jugadores de "más nivel" que el que ha tenido en el último ejercicio el técnico villarrense.

El consejero cordobesista ha argumentado que el trabajo de la dirección deportiva pasa por buscar "lo mejor que haya", sin importar tanto el "origen" como el pasado verano, cuando se intentó acordobesar un proyecto que finalmente no terminó de cuajar. "Más allá del año tan raro que hemos tenido, queremos que el filial tenga más nivel, que esté en ascenso, con una plantilla revulsiva, con seis o siete jugadores que puedan dar el salto al primer equipo en cualquier momento", ha explicado el dirigente, consciente de que "para hacer un club de futuro, necesitamos una cantera que apriete arriba".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios