Córdoba

Coronavirus en Córdoba: El estudio de seroprevalencia en Córdoba alcanzará a 1.777 ciudadanos de 15 municipios

Un hombre camina por el entorno de Las Tendillas protegido con su mascarilla.

Un hombre camina por el entorno de Las Tendillas protegido con su mascarilla. / Juan Ayala

Un total de 1.777 ciudadanos de 15 municipios de la provincia de Córdoba han sido seleccionados para participar en el Estudio Nacional Epidemiológico de la infección por SARS-CoV2 en España (ENE-COVID), diseñado por el Ministerio de Sanidad y el Instituto de Salud Carlos III (ISCIII). El proceso, llevado a cabo por el Instituto Nacional de Estadística (INE), ya ha dado comienzo esta semana y continuará durante los próximos días con el objetivo de conocer el alcance real de la expansión del virus.

Las poblaciones seleccionadas corresponden a las diferentes áreas sanitarios y comarcas de la provincia. De esta manera, además de la capital, que forma el Distrito Córdoba, participan Cabra, Lucena, Montilla, Priego de Córdoba, Baena, Benamejí y Moriles (Córdoba Sur), Hinojosa del Duque, Pozoblanco, Fuente Obejuna y Villaralto (Córdoba Norte), y Palma del Río, La Carlota y Villa del Río (Guadalquivir).

Tras el baile de cifras sobre las personas seleccionadas en la provincia -primero se anunció que serían 1.440 y luego 1.100-, finalmente serán 1.777 los cordobeses que tendrán derecho a participar en el llamado estudio de seroprevalencia. Hay que recordar que una vez elegidos, ahora serán los habitantes los que tendrán que dar su conformidad para entrar a formar parte de un proceso que completará el personal sanitario de cada comunidad autónoma, principalmente de Atención Primaria, hacia donde se les derivará en una primera cita una vez que hayan dado su visto bueno.

El estudio estimará el porcentaje de personas infectadas por coronavirus y ofrecerá un panorama del porcentaje poblacional que se ha infectado con SARS-CoV-2, para acercar así el impacto real de la pandemia. De esta manera, el estudio arranca con una encuesta de unas 30 preguntas que se podrán contestar en 5 o 10 minutos para ver si a la persona participante se le ha diagnosticado la enfermedad, tiene o ha tenido sintomatología compatible con el virus, si cuenta con factor de riesgo o bien si ha tenido contacto con personas diagnosticadas.

Todas las personas que den su consentimiento tras haber sido seleccionados para el estudio se someterán a continuación a test rápidos de anticuerpos a través de punción digital, que arrojarán resultados en tiempo estimado de entre 10 y 15 minutos y que se les entregará personalmente, en una primera visita. Si la persona autoriza y acepta, además se les extraerá sangre para medir anticuerpos mediante técnicas más precisas en la medición de los anticuerpos frente al virus SARS-CoV-2. 

Después de la primera visita, bien al centro de salud o del sanitario al domicilio para esta primera prueba, y por espacios de tiempo de tres semanas entre cada visita, a los participantes se le citará en dos ocasiones más en que se repetirá el proceso. Es así como el estudio pretende tener la fotografía más real de cómo ha afectado el virus y cuál ha sido su evolución en la población.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios