Sociedad

El misterio de los sobres con 50 euros repartidos por un pueblo de Palencia

  • Más de una quincena de vecinos han encontrado en sus buzones o debajo de sus puertas sumas incluso mayores sin ninguna explicación.

Billetes de 50 euros. Billetes de 50 euros.

Billetes de 50 euros.

Comentarios 2

Los habitantes de Villarramiel, un pequeño pueblo de la Tierra de Campos palentina, están perplejos por la aparición de sobres con 50 euros, en algunos casos con cantidades mayores, en los buzones y bajo las puertas de al menos una quincena de vecinos de la localidad sin explicación alguna.

La alcaldesa de Villarramiel, Nuria Simón, ha explicado  que los primeros sobres aparecieron la semana pasada y que a día de hoy al menos son 16 las personas del municipio que han visto con "sorpresa" que les habían dejado un sobre color sepia con dinero en su buzón, bajo la puerta o incluso en la cesta de la bicicleta.

Un goteo de dinero que está cayendo de forma aleatoria por distintas zonas de este pueblo que apenas suma mil habitantes, dejando "perplejos" a todos los vecinos en busca de una explicación lógica que algunos adjudican a simple generosidad y otros reciben con cierta desconfianza.

De hecho algunos de los "beneficiados" han ido al banco para comprobar que se trata de dinero de curso legal y no de dinero falso, e incluso a la Guardia Civil ante su desconfianza. "Algunos incluso han decidido donar su sobre a la iglesia", ha apuntado Simón.

"Una especie de Robin Hood"

Tampoco existe lógica alguna entre los destinatarios, ni por edad, ni por nivel de recursos, ni porque vivan en la misma calle, y hasta los sobres contienen cantidades distintas, en algunos hay hasta 70 euros y en algunas casas han dejado hasta dos, y aparecen en momentos distintos del día o la noche.

Una vecina de Villarramiel, un pueblo de unos 850 habitantes, ha asegurado que encontró el sobre bajo la puerta cuando regresaba de jugar la partida del Casino, a eso de las 20:00.

Menos afortunadas han sido un par de vecinas que se han encontrado ayer mismo con un sobre sepia en su buzón pero sin dinero y, en lugar de los cincuenta euros, se han dado de bruces con una nota con su nombre y un corazoncito con la frase "La reina de la casa". "No sabemos qué pensar", afirma la alcaldesa, a la que se están dirigiendo algunos vecinos, sobre todo personas mayores que viven solas, en busca de explicaciones que ella no puede dar.

La cuestión es que en Villarramiel no se habla de otra cosa y ya empiezan a pensar que tienen "una especie de Robin Hood" y que hay un desconocido que va dejando sobres con dinero por el pueblo sin que nadie pueda saber "cuales son sus intenciones".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios