Alto Guadiato

Peñarroya-Pueblonuevo sufre una oleada de robos en bares y comercios

  • El alcalde llama a la tranquilidad al considerar que se trata de un episodio aislado

  • Los asaltos han sido en la plaza Santa Bárbara, Callao, La Luna o José Simón de Lillo

Uno de los bares de Peñarroya donde se ha producido un robo. Uno de los bares de Peñarroya donde se ha producido un robo.

Uno de los bares de Peñarroya donde se ha producido un robo. / E. Mauriz

La localidad de Peñarroya-Pueblonuevo se despertó este martes sobresaltada. Una oleada de robos ha puesto en jaque a los bares y los comercios del municipio del Alto Guadiato después de que en la madrugada del día 28 un total de cuatro comercios y establecimientos de hostelería fueran asaltados, además de una vivienda particular. En tres de ellos, los ladrones pudieron acceder con éxito, pero otros dos robos se quedaron en el intento.

Las zonas en las que se han centrado estos incidentes son la plaza Santa Bárbara, calle Callao, La Luna y la avenida José Simón de Lillo. Los delincuentes lograron entrar a un local de hostelería, una zapatería y una vivienda particular, mientras que se frustraron los asaltos a una tienda de informática y un bar.

La Guardia Civil está llevando a cabo la investigación con la hipótesis principal, de acuerdo al modus operandi, de que se trate posiblemente de una banda organizada. A ello apunta también el hecho de que todos se habrían cometido en la misma noche y en un corto margen de tiempo. 

El alcalde peñarriblense, José Ignacio Expósito (PSOE), ha reconocido que el Ayuntamiento ha tenido conocimiento de que se han producidos "varios robos en el municipio además de algunos intentos de robo más". Ha confirmado que la investigación la lleva a cabo la Guardia Civil: "Confiamos en su trabajo y en el de la Policía Local”. Este episodio delictivo ha provocado una profunda inquietud en los vecinos. El primer edil, de este modo, ha querido lanzar un mensaje de tranquilidad a la ciudadanía, al considerar que se trata de un "episodio puntual". Ha insistido, además, en que hay que confiar en el trabajo de los cuerpos de seguridad.

Peñarroya-Pueblonuevo ya sufrió una oleada de robos en 2017, espaciados durante varios meses, lo que creó una gran sensación de inseguridad en la ciudadanía. En aquel momento, llegó a haber protestas para reclamar que se incrementasen las medidas de seguridad en el municipio.

Un puesto con una situación "crítica"

Lo cierto es que esta oleada de delitos contra el patrimonio se produce después de las reiteradas denuncias de la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC) por la falta de efectivos en que se encuentra el puesto peñarriblense. El colectivo de agentes ha llegado a utilizar el adjetivo "crítico" para definir la situación después de que la mitad de los agentes destinados en la localidad del Alto Guadiato, siete, cambiaran de destino en verano de 2018, mientras que se incorporó solo uno.

"Si durante los últimos años el puesto de Peñarroya tenía un grave déficit de plantilla, ahora va a quedar en una situación crítica. Desde hace mucho tiempo, los efectivos de esa unidad solo pueden prestar casi exclusivamente servicios de puertas y atención al ciudadano en las dependencias oficiales, sin poder sacar apenas patrullas a la calle, por lo que la vigilancia e incidencias tienen que cubrirlas los puestos de otras poblaciones próximas", advirtió entonces la AUGC. "Pero ahora, con la situación generada, además esas otras unidades tendrán que realizar también servicios de atención al ciudadano en Peñarroya", insistió la asociación.

El último concurso de traslados, resuelto hace unos días, se resolvió con la llegada de seis efectivos a Peñarroya-Pueblonuevo, aunque se va uno. Esto, sin embargo,  "no solventa el problema de plantilla que padece esa unidad desde hace mucho tiempo", advirtió el colectivo la semana pasada.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios