Campiña Sur

Coronavirus en Córdoba: La residencia de Puente Genil contabiliza 24 muertes, el mayor punto negro de Andalucía

  • Las familias se quejan por la dificultad para conocer la situación real de los mayores

  • "Ya llegará el momento de pedir cuentas", avisa el alcalde, Esteban Morales

Hospital de Alta Resolución de Puente Genil. Hospital de Alta Resolución de Puente Genil.

Hospital de Alta Resolución de Puente Genil. / J. M. Cabezas

Dos nuevos fallecimientos en las últimas horas elevan ya a 24 la cifra de víctimas mortales como consecuencia del brote de covid-19 registrado en la residencia Domusvi Inmaculada Concepción, de Puente Genil, actualmente el mayor punto negro de la crisis sanitaria en el conjunto de Andalucía. Las dos últimas muertes corresponden a un hombre de 88 años que ha fallecido en el Hospital de Alta Resolución y a una mujer de 95 que ha perdido la vida en la propia residencia.

De los 24 residentes fallecidos, más de la mitad se han registrado en la última semana; de hecho, la primera víctima se contabilizó el 15 de octubre, siendo también la primera de la segunda ola del virus en el municipio. Desde entonces la cifra de decesos ha sido constante, aunque durante el pasado fin de semana aumentó notablemente, con un ritmo de dos residentes fallecidos prácticamente diarios, e incluso tres, como fue el caso del pasado viernes.

A los 24 residentes fallecidos hay que unir las muertes de otras tres personas ajenas a la residencia, que también han perdido la vida en las últimas tres semanas a causa del covid-19, así como los cinco pontanenses que murieron durante la primera ola en primavera. Esto sitúa a Puente Genil, con 32 fallecidos como la localidad de la provincia con más muertes por la pandemia exceptuando la capital. El ritmo de decesos en la última semana ha sido de tal magnitud que a día de hoy uno de cada cuatro muertes que se registra en el distrito sanitario del Sur del Córdoba pertenece a la población pontanesa.

En este contexto, el alcalde de Puente Genil, Esteban Morales (PSOE), ha comparecido para dar cuenta de los contenidos de la reunión telemática mantenida con diferentes responsables sanitarios, entre los que se encontraban el director del Hospital de Alta Resolución, y los responsables de los centros de salud de la localidad, con la intención de dar respuesta a algunas de las cuestiones que se vienen planteando a lo largo de los últimos días sobre la situación generada en la residencia Domusvi Inmaculada Concepción.

Morales ha explicado que el objetivo de la reunión no era otro que el de clarificar lo ocurrido en la residencia al hilo de “la sucesión de fallecimientos que, de manera trágica, se vienen produciendo”. Y ha lamentado la no comparecencia en la misma ni del director general de Atención Sociosanitaria, José Repiso, ni de la delegada territorial de Salud, María Jesús Botella, aunque sí agradeció la participación en dicho encuentro de Eutimio Tercero, director provincial de Inspección de Centros Sanitarios.

Quejas por parte de las familias

Además de trasladar el pésame a las familias de los fallecidos, el alcalde dijo que los familiares de los residentes habían trasladado cuestiones que les preocupaban y necesitaban de una aclaración. En este sentido, se hizo eco de las quejas de estas familias, que en los últimos días recibían comunicaciones por la mañana sobre una evolución favorable de los residentes, al tiempo que horas después volvían a ser telefoneados para alertar sobre el empeoramiento de los estados de salud de sus mayores. En ocasiones, les han notificado incluso directamente los fallecimientos en la misma jornada.

“Los responsables sanitarios han coincidido en que esta es una enfermedad que todavía presenta comportamientos desconocidos para los médicos y provocan una tormenta en el cuerpo humano, de tal manera que, de golpe y sin vinculación de edad, se puede pasar de un diagnóstico leve a grave o incluso el fallecimiento”, indicó el regidor. Teniendo en cuenta esta circunstancia, el alcalde dijo que se ha adquirido el compromiso por parte de la residencia, cuya directora, Beatriz Antolín, también ha estado presente en la reunión, de que “se traslade esa información a través del profesional que ha atendido al familiar, mejorando la comunicación, y advirtiendo precisamente de ese aspecto, el hecho de que pueda cambiar el diagnóstico  y además con la vulnerabilidad que tienen las personas que están en la residencia”.

Por otra parte, también se ha dado cuenta del estado de las personas que han dado positivo en estas últimas semanas. Ya hay 26 residentes recuperados, aunque no han superado la enfermedad  desde el punto de vista epidemiológico, con secuelas en varios casos y riesgo de empeoramiento físico. Del  mismo modo, también hay siete trabajadores recuperados que se han reincorporado a sus puestos de trabajo.

En lo que se refiere a protocolos, las autoridades sanitarias han indicado que están funcionando de manera correcta, en el sentido de que cuando se requiere de una derivación al Hospital de Alta Resolución porque el estado de salud de los residentes así lo aconseje se realiza, y si el estado fuese más grave se derivaría al Hospital Reina Sofía de Córdoba.

El alcalde señaló que el director del Centro de Salud, José Antonio Rivas, precisó en la reunión que tanto la medicación, la alimentación y la hidratación que se suministra a los residentes está siendo la correcta, añadiendo que a aquellos pacientes que tienen dificultad para tomarla, se le suministra por vía venosa, por lo que ha querido mandar un mensaje de tranquilidad para las personas que tienen inquietud respecto a esos residentes concretos.

En la misma línea, el director del Hospital de Alta Resolución, Francisco Sánchez, corroboró que todos los que pacientes que llegan al hospital desde la residencia tienen esa buena hidratación, “pero otra cosa es que los síntomas de la enfermedad afecten directamente a la fisonomía y estado de estas personas”, debilitando con ello su salud. Morales informó de que Sánchez puso de manifiesto que se mantiene el compromiso de hospitalización de aquellas personas con síntomas más graves, y aclaró que la situación actual del centro hospitalario es moderadamente aceptable para acoger esas derivaciones de residentes.

"Ya llegará el momento de pedir cuentas"

En la reunión, el responsable de la inspección de centros sanitarios insistió en que desde junio la Junta ha venido trabajando en la aplicación y desarrollo de protocolos en las residencias, y que se han preocupado de ir mirando residencia por residencia para poner en práctica las medidas adecuadas para evitar situaciones como la ocurrida en Puente Genil.

Esteban Morales sí señaló que el responsable de inspección ha reconocido “que deben cambiar el protocolo de test que realizan a los trabajadores habitualmente, en el sentido de realizar siempre un PCR cuando el test de antígenos sea negativo, habida cuenta de que estos últimos test tienen un porcentaje que no da completa fiabilidad, lo que provocaría falsos negativos y sería un agente de contaminación”. “Lo quieren incorporar a sus protocolos y esperamos que esto se aplique para que no ocurra una repetición de lo que ha ocurrido en Puente Genil”, dijo el alcalde.

“En definitiva, en esta reunión no hemos hecho una fiscalización de las medidas implantadas, para ver si no han llegado a tiempo o no han sido suficientes, ya llegará el momento de pedir cuentas… queremos insistir en una mayor información a las familias, en que los trabajadores tengan equipos de protección adecuados para su protección y evitar posibles contagios, y garantías también de que los protocolos de derivación a centros hospitalarios no entren en merma a pesar de situaciones de mayor colapso”, apostilló Morales. El primer edil mostró su deseo en que estas medidas puedan prever o anticipar escenarios de contagios en otros lugares como la otra residencia de nuestra localidad, brindando también el apoyo del Ayuntamiento y de la Corporación Municipal a los familiares de los residentes para el cumplimiento de esos compromisos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios