Subbética

Lucena eleva al "límite" las restricciones sociales por el repunte del covid-19

  • El Ayuntamiento suspende los mercadillos y clausura parques, jardines y paseos entre las 23:00 y las 07:00

  • Las terrazas de los establecimientos hosteleros se reducen a la mitad de la licencia concedida en este año

  • Estas medidas "muy restrictivas", como mínimo, estarán en vigor hasta el 30 de septiembre

Los portavoces de los grupos municipales y el alcalde de Lucena. Los portavoces de los grupos municipales y el alcalde de Lucena.

Los portavoces de los grupos municipales y el alcalde de Lucena. / M. González

La desesperante aproximación a la frontera del millar de positivos por 100.000 habitantes en las últimas dos semanas en Lucena ha apresurado este martes la implantación de decisiones “muy restrictivas” por parte del Ayuntamiento que empinan hasta “el límite” el grado de prohibiciones sociales de competencia local.

Entre las disposiciones de mayor relevancia, sobresalen la clausura de los parques, paseos y jardines públicos, entre ellos el Paseo del Coso o la Plaza Nueva, entre las 23:00 y las 07:00. Una determinación que persigue impedir concentraciones y reuniones de personas y que redunda en el mensaje tangible trasladado a la Junta para que acote la movilidad en la referida franja horaria.

Esta directriz implica, como efecto inexcusable, la supresión de cualquier actividad, incluida la hostelera, en los lugares concernidos. El nuevo decreto, que endurece notablemente las disposiciones contenidas en el anterior, aprobado hace solo una semana, también resuelve reducir a la mitad la ocupación de las terrazas autorizadas a bares, restaurantes y otros negocios similares.

El listado de preceptos, que regirán, en principio, hasta el 30 de septiembre, también refleja la suspensión de los mercadillos; la cancelación de la agenda, programas e iniciativas de las diferentes delegaciones; y el cierre de museos y espacios públicos de uso turístico, cultural, patrimonial o deportivo, entre ellos, la Casa de la Juventud, la Casa de los Mora y la Biblioteca Pública Municipal. El Consistorio, además, aplaza hasta el 1 de octubre el inicio de las clases de la Escuela de Música y Danza.

Un vehículo adaptado, a través de megafonía móvil, difundirá entre la población las pautas sanitarias dictadas por las autoridades competentes. En la misma pública, esta misma semana, se retomarán las labores de desinfección, abordadas, esta vez por una empresa especializada ante la imposibilidad de los agricultores por el comienzo de la campaña agrícola. Igualmente, el Consistorio ratifica –ante el retraso apreciado- que los trabajadores del departamento de Servicios Operativos higienizarán las calles con trajes de buzo y equipados oportunamente a los condicionantes de la emergencia sanitaria.

"Medidas absolutamente necesarias"

En una comparecencia pública insólita, protagonizada por el alcalde y los portavoces de las cinco fuerzas plenarias, con la finalidad de expresar gráficamente “el valor y la importancia”, ha indicado Juan Pérez (PSOE), de unas “medidas que no ha sido fácil tomar, pero que son absolutamente necesarias” y cuya efectividad precisa de un “cumplimiento a rajatabla”.

La corporación municipal sostiene que, salvo matices puntuales, estos acuerdos “obligados” en la voluntad de “doblegar la curva” culminan el recorrido de las facultades, en esta casuística, atribuidas a la administración local porque “hemos tocado techo”, ha expresado Juan Pérez.

El objetivo primordial de evitar más perjuicios a la actividad económica local, con la hipotética y futura aplicación de limitaciones más tajantes –que corresponderían a la Junta y al Ejecutivo central-, es, junto al natural propósito de preservar la salud pública, el argumento verbalizado con un énfasis más acentuado, por parte del alcalde, al justificar las nuevas resoluciones. “Hay que dar un paso al frente para evitar que la economía se resienta y consigamos que en otoño, tanto comerciantes como emprendedores y empresarios alcancen sus objetivos y expectativas”, ha expuesto, intercalándolo sin cesar en su discurso, el primer edil de la localidad.

Evitar celebraciones privadas

Tres decretos de alcaldía ha publicado el Ayuntamiento en menos de un mes con enunciados agravados en su rigor mientras Lucena acumula más de 40 casos positivos de covid-19, de promedio diario, al menos, 31 hospitalizaciones; y contabiliza, según cifras confirmadas por distintas fuentes solventes, hasta seis defunciones en esta segunda ola de la pandemia. El índice actual de infecciones por cada 100.000 habitantes ha bajado levemente, en la última jornada, hasta los 957.

Para concluir, Juan Pérez insistía en recalcar que “no queremos confinamiento para Lucena”, situándola como medida “última”. Asimismo, emplazaba a la población, nuevamente, a eludir las celebraciones privadas y encuentros “no controlados” por el severo riesgo que entrañan y las nefastas causas han generado en las semanas recientes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios