Yeclano Deportivo - Córdoba CF | La previa Sin factor sorpresa, al Córdoba CF le toca bajar al barro en Yecla

Samu Delgado salta una valla junto a Víctor Salas en una sesión en la Ciudad Deportiva. Samu Delgado salta una valla junto a Víctor Salas en una sesión en la Ciudad Deportiva.

Samu Delgado salta una valla junto a Víctor Salas en una sesión en la Ciudad Deportiva. / Juan Ayala

“Bienvenidos a la Segunda División B”. Ese podría ser, perfectamente, el cartel que presidiera la grada principal de La Constitución, el escenario que este domingo (17:00) acoge el primer partido a domicilio de la temporada 20-21 del Córdoba CF. Un equipo que es consciente de que en Yecla deberá cambiar su estilo y arremangarse más que en su debut liguero para tumbar a un rival que viene de ser la revelación del pasado curso y desea mantener su estatus de ‘play off’ con un bloque nuevo, pero idéntico espíritu.

Pequeño, cerrado y con las gradas muy cerquita del verde. Así es La Constitución, hogar de un Yeclano que como todos los clubes de fútbol -unos más que otros- echará de menos el apoyo incondicional de la afición en su vuelta a casa para un partido oficial más de siete meses después. Es la nueva normalidad a la que toca amoldarse por culpa de esta pandemia del covid que, lejos de relajarse, sigue latente; y eso (el jugar sin público, no lo otro) beneficia sin lugar a dudas a los visitantes, que tendrán algo de respiro en un estadio tradicionalmente caliente por el incansable aliento que emana de los graderíos.

La decisión final del Gobierno murciano elimina un factor contrario a los intereses del Córdoba, que ya sufrió de lo lindo hace un año para salvar un empate (2-2) en los minutos finales, tras dejar en nada un 2-0. Aquella visita, presente a buen seguro en el pequeño grupo que se mantiene de aquel plantel, y lo visto ya en el estreno liguero ante un rival muy diferente como el recién ascendido Lorca Deportiva se tienen que colocar en un lugar preferente para evitar el primer susto en un torneo que no admite errores.

Quizás por eso, los blanquiverdes han trabajado durante toda la semana en la Ciudad Deportiva con una adaptación a las medidas que se toparán en Yecla. Lo que seguro ha sido más difícil de emular es cómo afronta los partidos el cuadro azulgrana: intenso, fuerte en el balón dividido, con el juego directo como argumento, pero no el único (ojito que por abajo llega bien también), con la estrategia bien trabajada… Igualar todo eso es fundamental para empezar a competir y dejar que luego se imponga la calidad, que se supone que en mayor medida está en las filas cordobesistas.

“El Córdoba es favorito, pero en La Constitución seremos once contra once”, advirtió esta semana el delantero Karim Abubakar, referencia ofensiva del equipo de Sandroni, que tiene claro que “la única manera de competir es siendo equipo y hacer un partido de sobresaliente”. Las señas de identidad están sobre la mesa, y no hay lugar al factor sorpresa. Todo depende de la actitud con la que el Córdoba, en este caso, salte al verde, que a fin de cuentas es quien dicta sentencia. Como dijo Juan Sabas el viernes, “si el equipo está intenso y concentrado, es difícil de batir, pero si salimos relajados, te calientan”. Es el momento de saber elegir qué camino tomar, aunque el técnico parece tenerlo claro.

Alineaciones probables del Yeclano Deportivo - Córdoba CF. Alineaciones probables del Yeclano Deportivo - Córdoba CF.

Alineaciones probables del Yeclano Deportivo - Córdoba CF. / El Día

Tanto o más, aunque lógicamente no quisiera dar pista alguna, como cuál será su planteamiento inicial. La baja de Miguel de las Cuevas, con una lesión muscular que le obligará a parar alguna semana, pero menos tiempo de lo previsto, ya le empuja a introducir al menos una modificación, habrá que ver si lo es táctica o sólo de cromos. Sobre la mesa, más allá de la elección de Samu Delgado o Luismi para dar continuidad al 4-2-3-1 está la alternativa de juntar a Willy con Piovaccari para dibujar algo más cercano al 4-4-2 buscando más verticalidad, más presencia en el área en un partido que se jugará mucho ahí.

En el resto del campo parece improbable que haya cambios. Las condiciones del escenario y su buena predisposición agarran en el equipo a Manu Farrando en el lateral diestro, mientras que Berto Espeso aún no tiene el empuje pleno de Jesús Álvaro, trabajando con el grupo, pero aún fuera de la lista. Con la portería y los centrales fijos, y Javi Flores y Moutinho como buenos apoyos ofensivos, la duda está en quién será el compañero de Mario Ortiz en la medular, con Sidoel como primera opción pese a que fuera sustituido el pasado fin de semana en el momento determinante del choque.

Enfrente, el Yeclano no podrá contar con el lateral ecuatoguineano Bonaba, que dejará su sitio en el once a Álvaro Navarro. Además, el técnico del conjunto del Altiplano mantiene las dudas de Pedro García y Víctor Fenoll, ya ausentes en Linares en la primera jornada del campeonato. La idea de los azulgrana pasa por recuperar la buena conexión en la creación ofensiva y su consistencia en el juego sin balón para recordar al equipo que sorprendió a propios y extraños el pasado curso. Entre ellos a un Córdoba que, ya sin el factor sorpresa sobre la mesa, intentará imponerse en su primera salida.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios