Córdoba CF

Víctor Ruiz ya es historia en el Córdoba CF; el Talavera, su nuevo destino

Víctor Ruiz realiza un ejercicio durante un entrenamiento en la Ciudad Deportiva. Víctor Ruiz realiza un ejercicio durante un entrenamiento en la Ciudad Deportiva.

Víctor Ruiz realiza un ejercicio durante un entrenamiento en la Ciudad Deportiva. / Juan Ayala

La operación salida del Córdoba CF se puede decir que está prácticamente completada, más allá de que el caso de Sebas Moyano (el Lugo debe adquirirlo en propiedad tras su permanencia en Segunda División) no haya adquirido aún oficialidad. El último en desvincularse del club blanquiverde ha sido Víctor Ruiz, que ya ha sido anunciado como nuevo jugador del CF Talavera tras un buen acuerdo para todas las partes.

La historia de Víctor Ruiz en El Arcángel quedó escrita ya desde los primeros capítulos. El central malagueño no rindió nunca según lo esperado y, tras sus primeras oportunidades, pronto pasó a un segundo plano, tanto con Enrique Martín como con Raúl Agné. Finalmente, con la apertura del mercado de invierno, salió a préstamo al Levante Atlético, donde su rendimiento ha sido incluso más pobre. Con ese bagaje, su continuidad en el nuevo proyecto blanquiverde quedó descartada desde el primer momento pese a tener un año más de contrato.

Una vinculación ya rota tras el acuerdo alcanzado entre las partes durante las últimas semanas y que ahora abre al zaguero una nueva oportunidad en el nuevo proyecto del Talavera. Ahí intentará recuperar el nivel que exhibió en el filial del Atlético de Madrid en el curso 18-19. Porque con el Córdoba jugó apenas 413 minutos en cinco partidos (cuatro de liga y uno de Copa), todos como titular; y en el filial granota su aportación se redujo a 203 minutos repartidos en tres encuentros, dos de los cuales partiendo desde el once inicial.

La salida de Víctor Ruiz es la segunda en forma de rescisión que realiza la entidad cordobesista este verano, tras la del hondureño Luis Garrido. Zelu, por su parte, se queda en el Logroñés tras el ascenso riojano a Segunda División, mientras que Fernando Román buscará de nuevo el ascenso con el Marbella. Por último, Sebas Moyano debe pasar a ser nuevo jugador del Lugo en virtud de la cláusula firmada el pasado verano, quedando como el único caso sin oficialidad aún en El Arcángel. Raúl Cámara, que tampoco contaba, ya trabaja como miembro del staff técnico de la entidad blanquiverde.

Con estos movimientos, la dirección deportiva que lideran Miguel Valenzuela y Juanito sigue ganando margen para confeccionar la plantilla del Córdoba para la temporada 20-21. Tras la renovación de Iván Navarro y el fichaje de Darren Sidoel, la plantilla queda con apenas 15 jugadores -cuando se confirme la marcha de Sebas serán 14- de los que apenas dos ocupan fichas sub 23.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios