Córdoba CF Owusu y el nuevo escenario

  • El club expedientará al delantero ghanés, que este lunes no se entrenó para forzar su marcha

  • La salida del único punta disponible obliga a la dirección deportiva a replantear los refuerzos

Owusu intenta superar a Andriu y Toni Seoane, en el duelo ante el Villarrubia. Owusu intenta superar a Andriu y Toni Seoane, en el duelo ante el Villarrubia.

Owusu intenta superar a Andriu y Toni Seoane, en el duelo ante el Villarrubia. / Álex Gallegos

La más que probable marcha de Owusu ha generado un cambio de escenario en el Córdoba CF, en pleno mercado de fichajes y con la dirección deportiva blanquiverde volcada en la contratación de refuerzos para equilibrar la plantilla que entrena Raúl Agné. El punta ghanés completó los algo más de 90 minutos del duelo ante el Villarrubia, justo unos días después de haber planteado al club su salida en este mercado invernal.

¿La razón? Una tentadora oferta del Qarabag, conjunto de Azerbaiyán que este año ha disputado la previa de la Liga de Campeones y que posteriormente ha sido eliminado en la fase de grupos de la Europa League, aunque lidera con firmeza la Premier League azerí.

El que también es el equipo del exblanquiverde Jaime Romero ha alcanzado un acuerdo con el Leganés para hacerse con Owusu. Los madrileños poseen los derechos del joven atacante ghanés, que firmó un contrato hasta 2022 y que está cedido en el Córdoba CF sin que en su momento trascendiera derecho alguno de compra por el futbolista.

De esta forma, la entidad cordobesista parece resignada a aceptar la operación, aunque las formas que el punta africano ha elegido para forzarla no son ni de lejos las más adecuadas. Después del choque ante el Villarrubia, el propio jugador publicó varios mensajes en sus redes sociales dejando entrever su salida. Por otro lado, este lunes no estuvo presente en el entrenamiento matinal en la Ciudad Deportiva, al viajar ya camino a Madrid para cerrar su salida con rumbo a Azerbaiyán.

Ante tal actitud, el Córdoba CF abrirá un expediente disciplinario a un futbolista que aún mantiene vinculación con la entidad y al que se la han pasado por alto algunos comportamientos de dudosa moralidad, como los constantes retrasos cada vez que ha sido convocado por su selección.

Pero más allá de las consecuencias que se deriven de la espantada de Owusu, al conjunto blanquiverde se le plantea un dilema importante. Por un lado, la dirección deportiva está decidida a no permitir su salida hasta que tenga atado un recambio, además de alguno de los refuerzos que se esperan para la punta ataque. Por otro, se duda de la idoneidad de esa postura, ya que no parece lo más adecuado forzar la continuidad de un futbolista que ya ha puesto de manifiesto que no quiere continuar en el club.

A ese dilema hay que sumar las particularidades de la plantilla blanquiverde y el límite de fichas impuesto por la Real Federación Española de Fútbol para la Segunda División B. Se da la circunstancia de que Owusu es prácticamente el único sub 23 que estaba siendo importante en el Córdoba CF. Eso, unido a la falta de fichas libres para mayores de 23 años que tiene actualmente el CCF, con solo una sin ocupar, complican mucho más la solución del problema.

Porque si hasta la fecha desde el club se barajaba la incorporación de dos delanteros, con la salida de Owusu ese número podría irse hasta los tres. Sin embargo, uno de ellos tendría que cumplir la condición de ser menos de 23 años, para ser inscrito con una de las tres fichas para sub 23 que el club tendría disponibles contando las dos que ya liberó y la que ocupa el propio Owusu.

Ese nuevo escenario no tiene un encaje fácil en los planes de la dirección deportiva blanquiverde, que ya trabaja a contrarreloj para reforzar la delantera, mientras los partidos pasan y Raúl Agné muestra abiertamente sus ganas de contar ya con arietes natos en el equipo.

A esas prisas, además, hay que unir la escasez de nombres de peso en el mercado, tanto por la parálisis general, como por la dificultad de convencer a ciertos futbolistas para que den el paso de jugar en Segunda División B, descartando alguna opción de última hora en una categoría superior.

Persiste el interés en Piovaccari

Todo ello hace que el CCF mantenga la vía de Piovaccari como una de las más firmes a día de hoy. El veterano delantero italiano saldrá del Rayo Vallecano durante este mes de enero y parece contar con alguna opción para continuar en Segunda División. Sin embargo, su especial vinculación con Córdoba, donde ya ha pasado dos etapas e incluso tuvo asentada a su familia podrían llamar más al ariete que alguna opción de reengancharse a la categoría de plata. Además, lógicamente, el papel protagonista con el que llegaría al conjunto blanquiverde es complicado que se lo pueda ofrecer un equipo de Segunda División.

Con todo, al margen de la posibilidad de repescar a Piovaccari, al Córdoba aún le quedan más deberes en el mercado, tanto en ataque como en posiciones ahora mismo debilitadas como los laterales, especialmente tras la marcha de Fernández, o la portería, donde la lesión de Edu Frías ha hecho que el club se plantee firmar otro meta joven. El tiempo apremia y en poco más de diez días la dirección deportiva tendrá que encajar las piezas para rematar la plantilla con las cuatro fichas (tres sub 23 y una sénior) que tendría libres si la salida de Owusu cobra oficialidad.

Y todo ello sin que aún haya quedado descartada la posibilidad de alguna salida más de entre los futbolistas con los que ahora mismo cuenta Agné. Un escenario complicado en el que el Córdoba pone en juego buena parte de sus opciones de confirmarse como aspirante al ascenso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios