Municipal

La GMU de Córdoba mejora su presupuesto sin aclarar las dudas sobre su gestión

  • Urbanismo diseña unas cuentas para 2019 que crecen un 12% respecto a las de 2018 hasta alcanzar los 17,6 millones de euros

Detalle de la fachada de la Gerencia Municipal de Urbanismo. Detalle de la fachada de la Gerencia Municipal de Urbanismo.

Detalle de la fachada de la Gerencia Municipal de Urbanismo. / El Día

A la gestión de Pedro García al frente de la Gerencia Municipal de Urbanismo (GMU) le llueve de un tiempo a esta parte un palo tras otro. Por una parte, por ejemplo, los colegios de arquitectos, aparejadores, ingenieros industriales, peritos y abogados se han unido para denunciar la situación “insostenible” que atraviesa la Gerencia en cuanto a la concesión de licencias. Por otra, la Asociación Cordobesa de Hostelería y Turismo (Hostecor) ha denunciado “la persecución” que según el colectivo, sufren los profesionales de la hostelería por parte de Urbanismo, “que ha dinamitado la cooperación en la mesa de veladores”.

En este contexto, la GMU ha elaborado un presupuesto para 2019 que mejora en un 12% al del pasado año hasta llegar a los 17,6 millones de euros y que incluye una memoria de la presidencia que en un escueto folio y medio no aclara o despeja esas dudas que tienen los denunciantes y críticos sobre la gestión del organismo autónomo. En dicha memoria, García incide en que los capítulos relacionados con las Inversiones Reales “aumentan de modo significativo al contemplar, junto a otras más habituales, actuaciones estructurales de sistemas generales en el ámbito urbano, como la obtención de terrenos en el Marrubial y, en el territorio, con la contribución a la ejecución del puente de Encinares de Alcolea-El Sol”.

También detalla que en el capítulo de Personal, “el ligero incremento” de la partida respecto a la del pasado año “podrá abordar las subidas salariales previstas y la puesta en marcha de convocatorias concretas de puestos de trabajo que pueda incorporar personal”. Según recoge el Anexo de Personal del presupuesto, desde la aprobación de las cuentas de 2018 del GMU pasa de tener 18 a tener 23 vacantes, “un aumento que responde a nuevas bajas por jubilación de personal funcionario, o bien de personal laboral, que se propone que se transformen en personal funcionario, como en presupuestos anteriores”.

En total, las plazas laborales para 2019 se reparten en 45 de personal funcionario y 98 de personal laboral –lo que suma 143–. En el documento se insiste en que “esto significa que para el año 2019 ha disminuido el porcentaje del personal laboral al servicio de la GMU; del 80,8% al 68,53%”.

También relativo a este punto, la interventora del Ayuntamiento emite un informe en el que subraya que “se desconoce ( por no señalarse ) el número de plazas que se estarían creando a través de este presupuesto... más allá de entender esta Intervención general que la prioridad de la GMU debiera ser la convocatoria de todas las vacantes existentes a la fecha”.

"La interventora advierte del exceso de venta de suelo municipal para financiar inversiones"

En el capítulo de Inversiones y Actuaciones, en la memoria, García destaca las de ejecución de los Sistemas Generales de Espacios Libres y Zonas Verdes previstos en el PGOU. “El resultado –según la memoria– es la continuación de las actuaciones en el parque de Levante y la recuperación de actuaciones con proyectos ya preparados que, debido a las dificultades en la tramitación, no han llegado a su desarrollo real. En todo esto está el parque del Canal, Miraflores, avenida de Trassierra… La continuidad de procesos que pueden llegar a su ejecución, como el acceso norte al parque de Asomadillas …. Y las que tras las previsibles incorporaciones provendrán de Edusi, como la más relevante en parque de Levante, en parque del Patriarca y en San Agustín, 5”.

Asimismo, se continúa “con la dotación presupuestaria para actuaciones en materia de Centro Histórico y patrimonio y se centrará en la finalización de actuaciones en marcha –antiguo Cine Andalucía, Arco Portillo, Muralla Marrubial, San Agustín, 5– y el inicio de otras con proyectos o líneas definidas como la Conexión Capitulares– Orive, mejora de espacios públicos mediante incorporación de arbolado y otras actuaciones”.

La Intervención insiste en que es considerable la aportación de recursos procedentes del Patrimonio Municipal de Suelo para la financiación de inversiones, “cuando esos recursos no son adecuados para financiar cualquier inversión”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios