Córdoba

Los colegios profesionales denuncian la "situación insostenible" en Urbanismo

  • Arquitectos, aparejadores, ingenieros y abogados critican la "desidia" de Pedro García

  • La lentitud en la concesión de licencias urbanísticas, el principal problema

Pedro García y el gerente de Urbanismo, Emilio García. Pedro García y el gerente de Urbanismo, Emilio García.

Pedro García y el gerente de Urbanismo, Emilio García. / El Día

Los colegios de arquitectos, aparejadores, ingenieros industriales, peritos y abogados se han unido para denunciar la situación "insostenible" que atraviesa la Gerencia Municipal de Urbanismo (GMU) en cuanto a la concesión de licencias y cómo este hecho afecta a los profesionales que integran las asociaciones colegiales.

Se trata, sin duda, de un hecho no visto en la ciudad: la unión de los colegios profesionales para denunciar la gestión de una Gerencia contra la que ya han cargado más instituciones. Los hosteleros han pedido también que se les tenga en cuenta, la Confederación de Empresarios (CECO) alertó hace pocos meses de la "lentitud" de la Gerencia y Construcor hizo lo mismo hace apenas una semana cuando afirmó que Córdoba "es una ciudad que no está en el mapa de los inversores".

Las trabas administrativas para la concesión de licencias es un hecho que ha perseguido al presidente de la GMU, Pedro García, durante todo su mandato. Él se ha excusado siempre en que se trata de u sistema lento y de la falta de personal del organismo.

Los colegios profesionales, por su parte, lo tienen claro y cargan directamente contra "los responsables políticos de la Gerencia" a los que acusan de "desinterés, desidia y silencio permanente" a la hora de atender las demandas que se les plantean desde estos colectivos para ayudar a agilizar los trámites urbanísticos.

Para estos colectivos la situación es "insostenible". Tanto que "está provocando un clima de crispación y desesperación entre los profesionales". Así, hablan concretamente del problema de "soportar largos plazos para informar los proyectos y obtener licencia de obras". Esta situación, insisten, "ya ha tocado techo" y critican que "no es de recibo" que el plazo necesario para conseguir este trámite dure, como mínimo, un año (aunque normalmente se suele extender hasta un año y medio).

Por esto mismo acusan a esos dirigentes de "falta de responsabilidad" a la hora de "resolver o provocar una mejora" en la administración que, añaden, es "tan importante y canalizadora de la actividad económica de la ciudad".

Acusan a esos dirigentes de "falta de responsabilidad" a la hora de "resolver o provocar una mejora" en la administración

Estos cinco colegios profesionales recuerdan también que tanto los políticos que gestionan la Gerencia (Pedro García es el único político en el organismo) como los técnicos han reconocido el atasco existente en la concesión de licencias. En este sentido, también apuntan que en su día se habló de aumentar el número de técnicos que informen los expedientes o de la implantación de una ordenanza de declaración responsable. Pero, critican, "después de muchas propuestas, éstas no se han puesto en marcha", a excepción de la contratación de un arquitecto y un ingeniero técnico durante seis meses que "se marcharon y todo siguió, sigue igual".

Urbanismo sí anunció en su día que trabajaba en una ordenanza que agilizara las licencias. La propia alcaldesa, Isabel Ambrosio, se implicó en ella, pero tras un rifirrafe con su socio de gobierno lo dejó en el tejado de la Gerencia.

Dentro de las propuestas de la Gerencia que nunca se han llegado a ejecutar, los colegios profesionales también recuerdan que en una reunión mantenida en julio de 2017 con el gerente, Emilio García, éste les prometió mantener reuniones de carácter informativo y aclaratorio a interpretaciones que realizan los técnicos municipales sobre el PGOU. Ninguna se ha producido a pesar de que son todavía más necesarias si se tiene en cuenta que también hay que aclarar la próxima innovación del Plan Especial de Casco Histórico (PECH) y las nuevas declaraciones de zonas de protección acústica.

Hay que aclarar la próxima innovación del Plan Especial de Casco Histórico (PECH)

Con ello, los colegios profesionales han asegurado que "con la intención de evitar este escrito" han mantenido reuniones ocasionales de "pasillo" con los responsables técnicos ofreciendo su colaboración.

Pero además de la crítica también hay propuestas. Los colectivos que se han unido proponen más movilidad funcional del personal de la Gerencia entre sus distintos departamentos, establecer citas previas para organizar las consultas a los técnicos, unificar y publicar criterios de interpretación de las normas urbanísticas "a favor de una transparencia que otorgue seguridad jurídica a toda la ciudadanía" e implantar una plataforma web para registro telemático y consulta y consulta de expedientes administrativos.

Arquitectos, aparejadores, ingenieros industriales, peritos y abogados dejan clara, eso sí, una "postura de colaboración" que ya se ha manifestado en "las escasas" reuniones mantenidas. "Por ello esperamos un cambio de actitud en esa administración, donde realmente se detecte el deseo y la voluntad de servicio a la sociedad, sin renunciar a exigir el cumplimiento de la normativa vigente, pero desde la cooperación y asesoramiento a nuestro profesional en beneficio de la ciudad", concluyen en su denuncia.

"Un dinamizador de la actividad comercial"

A estas críticas se suman las que también ha hecho la Asociación Cordobesa de Hostelería y Turismo (Hostetur), entidad que ha incidido en la necesidad de convertir la Gerencia de Urbanismo en "un dinamizador de la actividad comercial, facilitando y agilizando la tramitación de licencias y de los procesos administrativos, y preservando el cumplimiento de los acuerdos consensuados en la mesa de Veladores".

Hostetur, además, ha considerado que otro de los puntos esenciales es la necesidad de contemplar desde las diferentes instituciones "una promoción de la ciudad adecuada a nuestra posición como destino turístico y a la posesión de tantos valores culturales y patrimoniales".

La organización también han puesto de manifiesto su preocupación "por la falta de presencia del sector en los proyectos a futuro que en la ciudad sucedan" y ha recordado que "somos un colectivo estratégico de esta ciudad desde el punto de vista social y económico, y por ello entendemos que nuestra realidad debe ser contemplada y comprometida en todos los planes futuros de ciudad, gobierne quien gobierne".

Así, ha anunciado que tienen previsto encuentros con todas las fuerzas políticas aspirantes al gobierno local para explicarles "los puntos esenciales que en su agenda, a corto y medio plazo, deben incluir para la mejora del sector".

Entre estos puntos se encuentra el desarrollo normativo del nuevo decreto andaluz de agosto de 2018, fundamentalmente lo que afecta a asuntos tan esenciales para el sector como son la ocupación de la vía pública con veladores y la música como seña de identidad cultural y propuesta de ocio.

La asociación también planteará "la urgente necesidad de una Escuela de Hostelería que aporte valor a nuestros profesionales para avanzar hacia una hostelería de calidad que podamos conectar de forma efectiva con todo nuestro patrimonio agroalimentario y gastronómico". 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios