Economía

Un Black Friday descafeinado en Córdoba

  • La lluvia empaña las ventas en los pequeños comercios de la provincia

Ambiente en el centro de Córdoba Ambiente en el centro de Córdoba

Ambiente en el centro de Córdoba / Juan Ayala

El Black Friday ha pasado por Córdoba con más pena que gloria. Con una caída en las ventas en el pequeño comercio de hasta el 80% en las últimas dos semanas, según los datos de Comercio Córdoba, este viernes lluvioso muchas tiendas, al verse obligadas a cerrar a las 18:00 o las 20:00 en el caso de las jugueterías, han decidido permanecer abiertas toda la tarde para intentar pescar ventas y salvar el día.

Aunque los escaparates de las calles de Córdoba lucían repletos de cartelería del Viernes Negro, el ambiente en las calles no tenía nada que ver con estas fechas de años anteriores. La locura por las compras parece estar, también, confinada. 

Ni el ambiente de casi no poder caminar por las calles ni aglomeraciones de personas con montones incontables de bolsas, ninguna de estas fotografías comunes se ha podido ver este Black Friday por los centros comerciales abiertos de Córdoba. Aunque sí había gente comprando este viernes lluvioso, más gris que negro, casi se podían enumerar por algunas calles. La dicotomía se sintió más que nunca entre algunas tiendas que sí tenían algo de filas para entrar o pagar y otras sin apenas personas dentro. 

La dueña de una tienda del centro pone a punto sus abrigos. La dueña de una tienda del centro pone a punto sus abrigos.

La dueña de una tienda del centro pone a punto sus abrigos. / Juan Ayala

El ejemplo de ello está en las tiendas locales. Para Loles Baena, dueña de la tienda que lleva su nombre en la calle Cruz Conde, "llevábamos mucho tiempo sin ver a tanta gente en el centro, incluso con problemas para conseguir aparcar, ha sido una mañana con mucha afluencia de público y eso nos ha dado un respiro", afirma. Aún así, sí reconoce que en comparación al año pasado hay menos gente y lo achaca al hecho de que "nadie de los municipios se ha podido desplazar y no hay turismo, como es habitual en estas fechas". 

Por otra parte, para Basilia Cortez, que regenta la tienda de moda Dos Gardenias, esta jornada "no tiene nada que ver con el año pasado, en porcentaje te podría decir que las ventas están al 50%, el año pasado ya había ambiente navideño y había mucha gente en la calle". Para Basilia, tampoco podrán aprovechar la tarde porque "a la gente no le da tiempo de comprar si cerramos a las 18:00". En un intento más de salvar sus ventas, estas tiendas mantendrán las rebajas por este fin de semana. 

Pero los consumidores tienen también otras opiniones. Rafael Torres, que ha pasado mirando por las tiendas del centro, opina que estas ofertas “son buenas en electrónicos y otros productos, pero no son las bajadas que estamos acostumbrados a ver en Reyes”. En el caso de la ropa, asegura que “es preferible comprarla a final de cada temporada, cuando los precios bajan mucho más”.

Personas con bolsas caminan por el centro de Córdoba. Personas con bolsas caminan por el centro de Córdoba.

Personas con bolsas caminan por el centro de Córdoba. / Juan Ayala

Este año reina la cautela en las compras. Rafael, por ejemplo, afirma que “yo sí he visto que mucha gente este año no va a comprar, ni siquiera saldrán a la calle para no verse tentados en las tiendas, tengo amigos en ERTE o desempleados que me han dicho que no van a comprar nada para Navidad”, afirma.

O no saldrán para no gastar o comprarán desde sus ordenadores. En esta jornada las empresas de logística y repartos a domicilio tienen más trabajo pues las tiendas se han volcado a ofrecer la mayor cantidad de ofertas a través de la web y, como era de esperarse, los grandes establecimientos inundaron internet con anuncios publicitarios de cualquier tipo de artículos que saltan en las pantallas de todos los tipos de dispositivos. De hecho, las rebajas y los cupones de descuento arrancaron hace casi un mes en los grandes establecimientos en un intento de evitar las aglomeraciones a pie de calle, una situación que ya es costumbre en jornadas como estas, pero no compatible con la pandemia.

El objetivo de este día, que se vuelve cada vez más popular entre los españoles, es adelantar las compras de Navidad. María Montilla, que salía de una tienda de complementos con algunas bolsas, lo confirma y comenta que “estas ofertas son únicamente para los regalos de Navidad, ya que en el resto del año no nos hemos dedicado a buscarlos” y asegura que en otros momentos “he visto cosas con más descuentos, pero comprarlas ahora tampoco está mal”.  

Los productos electrónicos y la moda son los reyes de estas rebajas, que algunas tiendas mantendrán unos días más, así como los juguetes, la decoración, los muebles para el hogar y la cosmética. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios