Educación Los padres lamentan que las vacaciones se acorten un día

Apenas un día para poder jugar

  • Los colegios abren sus puertas tras las vacaciones navideñas y sin tiempo para que los niños puedan disfrutar de los juguetes de Reyes Magos como siempre ha ocurrido

Comentarios 4

Hasta el año pasado, los colegios no abrían sus puertas hasta un día después de la festividad de los Reyes Magos. Una jornada que servía para que los más pequeños de la casa y también los adolescentes pudieran disfrutar de los presentes recibidos. Sin embargo, el calendario escolar ha cambiado y ningún alumno tuvo la oportunidad de continuar con sus juegos ayer. Así lo acordó en su día el Consejo Escolar Provincial, que repartió los 178 días lectivos de esta forma, a pesar de que los padres siempre habían abogado por contar con un festivo más.

La decisión de adelantar las vacaciones de Navidad, que este curso comenzaron el pasado 18 de diciembre y se prolongaron hasta la jornada de ayer, no ha sido bien acogida por las familias consultadas por El Día. En su defensa, salió sólo el presidente de FAPA-Ágora, Francisco Mora, quien explicó que el inicio de las clases responde a que "cada provincia tiene sus días lectivos entre el 10 de septiembre y el 22 de junio". Por ello, continuó, el Consejo Escolar Provincial "tiene que ir adaptando los festivos locales, como por ejemplo, el día de San Rafael en Córdoba".

Pocos minutos antes de las 14:00 un grupo de madres esperaba la salida de sus hijos del colegio La Milagrosa. Entre ellas, Estrella Fernández, quien mostró su preferencia a que "los niños tengan un día más de descanso" para que puedan jugar con los regalos de los Reyes Magos. A pesar de su deseo, Fernández reconoció que "pensé que la niña lo iba a pasar peor, pero me equivoqué porque ha venido sin problema". A su lado, Leonor González asintió. Madre de una niña de tres años, alumna también del colegio La Milagrosa, aseguró que la vuelta a clases "ha sido un alivio, porque han tenido unas vacaciones muy largas, más de tres semanas".

Rosario Serrano compartió también este argumento con estas madres. "Me parece mal que las clases hayan empezado hoy -por ayer- porque es jueves", apuntó y añadió que los niños "no han podido disfrutar de los juguetes, es absurdo".

Estos mismos argumentos se escucharon también a la puerta del colegio Santa Victoria. Inmaculada tiene a sus hijos en este centro e indicó que "no han podido disfrutar". Ama de casa, esta mujer reconoció que "nos ha pillado muy justos de tiempo y ahora tengo que recoger todo".

En el colegio Condesa de las Quemadas, la vuelta a clase transcurrió también con toda normalidad y desde la dirección apuntaron que todos los niños acudieron a sus puestos sin problema alguno. Eso sí, la situación cambió en los centros universitarios, ya que la presencia de sus alumnos fue escasa, como en la facultad de Veterinaria.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios