María Luisa Alejandre, presidenta de la Junta Electoral de Andalucía

“El sistema electoral español garantiza al máximo la transparencia”

  • La Junta Electoral hace una interpretación generosa con las candidaturas emergentes

  • Un informático les asesora en nuevas tecnologías y redes sociales

  • Hasta ahora se han presentado 16 partidos y 3 coaliciones

María Luisa Alejandre (en el centro) preside la primera reunión de la Junta Electoral María Luisa Alejandre (en el centro) preside la primera reunión de la Junta Electoral

María Luisa Alejandre (en el centro) preside la primera reunión de la Junta Electoral

Comentarios 3

La magistrada Maria Luisa Alejandre, máxima autoridad electoral en Andalucía,  cree que el sistema que rige las elecciones en España es transparente y “garantista al máximo”. 

“Se vigila todo, no se escapa absolutamente nada: la campaña, la subvenciones, el gasto y que no se cuele ningún partido que no esté inscrito en el ministerio del Interior”, afirma a este periódico.

Alejandre es presidenta de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) en Sevilla. Por segunda legislatura consecutiva, le ha correspondido presidir la Junta Electoral de Andalucía para los comicios del 2 de diciembre. 

Su experiencia de dos legislaturas le permite afirmar que el sistema electoral español “garantiza al máximo la transparencia, la objetividad y sobre todo el principio de  igualdad entre todos los partidos”.

El plazo de presentación de candidaturas termina el 29 de octubre. Hasta ahora se han presentado 16 partidos y tres coaliciones, un panorama muy diferente a cuando dominaban los mayoritarios PP y PSOE. “Ahora hay más partidos y se reparten las quejas ante la Junta Electoral”, comenta Alejandre.  

La Junta Electoral andaluza se reúne en la sede del Parlamento autonómico y es la cúpula por encima de las Juntas Electorales locales y provinciales. La andaluza está compuesta por siete miembros, cuatro de ellos magistrados del TSJA designados por insaculación en la Sala de Gobierno y los otros tres profesores universitarios elegidos por los partidos políticos de mayor representación. En este caso PSOE, PP y Podemos.

María Luisa Alejandre se siente orgullosa de que casi siempre se adopten los acuerdos por unanimidad: “Hay mucho consenso, son gente muy preparada y en cuanto empezamos a intercambiar opiniones deja de haber voces que disientan mucho”.

Parte del éxito, a su juicio, es que el secretario de la Junta Electoral de Andalucía es el letrado mayor del parlamento, que tiene voz pero no voto. Cuando la Junta Electoral recibe una denuncia o recurso, el letrado mayor y su equipo acuden a la reunión con un estudio jurídico sobre el asunto, que sirve de base para el debate.

Muchas de las denuncias, según Alejandre, se refieren a las nuevas tecnologías y a la publicidad encubierta que se publica en las redes sociales. “Hay cierto vacío legal pero nos asesoramos con el informático del parlamento”, explica. Poco después de convocarse las elecciones andaluzas del 2 de diciembre recibieron una denuncia por publicidad encubierta en Facebook pero el partido denunciado, Ciudadanos, retiró de inmediato su mensaje tras ser apercibido por la Junta Electoral.

La publicidad electoral antes del inicio oficial de la campaña y las denuncias contra el gobierno en funciones por hacer declaraciones consideradas electorales son tipos recurrentes de quejas. También lo son el reparto de espacios en la radio y televisión públicas y la participación en los debates televisados. 

Preguntada por la contradicción de que sean ignorados en el reparto de espacios los partidos emergentes con posibilidades de lograr escaños,  Alejandre replica que “el sistema es así, cuando los partidos entran en el juego electoral saben lo que hay”.

Pero recuerda que en la legislatura anterior la Junta Electoral hizo una interpretación favorable  a Podemos y Ciudadanos, que aún no tenían representación en Andalucía pero que sí la habían obtenido en las elecciones europeas.

“Hicimos una interpretación favorable y les dimos un porcentaje para los debates y espacios en televisión”.  Aquel dictamen, además, fue confirmado en todos sus extremos por la Junta Electoral Central

María Luisa Alejandre recuerda con satisfacción que en las últimas elecciones solo llegaron a la Junta Electoral Central dos resoluciones recurridas de la Andaluza: la referida a los espacios para Ciudadanos y Podemos y un apercibimiento al Consejo de Gobierno de la Junta. Las dos fueron confirmadas en todos sus extremos por la Junta Electoral Central. 

Para estas elecciones se presentan  algunos partidos con nombre llamativo  como el Partido de la Risa (Republicano Independiente Solidario Andaluz), “Por un mundo más justo”, “Escaños en Blanco, el partido de los no representados”, o “Conecta Andalucía”, que propugna una asamblea digital donde toda la ciudadanía pueda proponer directamente las políticas.

La Junta Electoral de Andalucía tuvo su primera reunión el pasado 11 de octubre. Sus acuerdos se adoptan por mayoría simple y la presidenta tiene voto de calidad. La Junta Electoral emite un abanico de resoluciones, desde el trámite de aceptar candidaturas hasta instrucciones para las Juntas Provinciales o respuesta a sus consultas.

“Este sistema es de los mejores de Europa y del mundo, también lo dijo el otro día Alfonso Guerra en una conferencia en Sevilla”, recuerda Alejandre.

Y puntualiza: “Estoy muy satisfecha de cómo funciona la Junta Electoral por su labor de control. Los ciudadanos pueden estar seguros de que es un sistema transparente, objetivo e igualitario. No se discrimina nadie”

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios