Provincia

Los embalses afrontan los meses de verano al 51% de su capacidad

  • La CHG advierte de que en los últimos cuatro años las reservas han bajado, mientras que el consumo ha sido superior a las aportaciones recibidas

  • La situación de prealerta persiste

Embalse de Iznájar. Embalse de Iznájar.

Embalse de Iznájar. / el día

A poco más de la mitad de su capacidad. Así se encuentran los embalses de la provincia de Córdoba, según los datos aportados a el Día por fuentes de la dirección del Sistema Automático de Información Hidrológica (SAIH) de la Cuenca del Guadalquivir. Con estas cifras -levemente mejores que las que se registraban justo al inicio del año hidrológico en octubre de 2016, cuando la reserva de agua de los pantanos de la provincia era del 48,9%-, las citadas fuentes recordaron que durante los últimos cuatro años han bajado las reservas en los pantanos de la provincia, mientras que los consumos han sido superiores a las aportaciones recibidas. Es decir, que se ha consumido más agua de la que han recibido.

La falta de lluvias es, sin duda, la causa principal de estos hechos y, según las citadas fuentes, la situación actual "es de normalidad", si bien reconocen que algunos de los pantanos de la provincia se encuentran en situación de "prealerta". La Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG) tiene cuatro indicadores para determinar la situación de sequía, según las reservas con las que cuenten los embalses. Así, la primera de ellas es la de normalidad, cuando no hay ningún peligro de sequía y los pantanos cuentan con un elevado porcentaje de agua recogida, tanto para el abastecimiento como para el riego. El segundo indicador es el de prealerta. Se trata de una escala que viene determinada cuando, según las previsiones que se manejan en la CHG, "las reservas no son suficientes para atender a dos temporadas de riego". Una situación que sí afecta ya, debido a la escasez de lluvias de los últimos años, a los pantanos de la cuenca del Guadalquivir que se usan para el riego de cultivos de Sevilla y su provincia. En el caso de la provincia de Córdoba, es el de Sierra Boyera el que, por el momento, se encuentra en situación de prealerta. Y es que, según las mismas fuentes, no tiene garantizado el abastecimiento de agua potable nada más que para los próximos tres años, siempre y cuando persista esta escasez hidrológica que arrastra Córdoba desde hace varios meses.

El embalse de Sierra Boyera está ya en situación de prealerta y el de Iznájar al 47,8%

La situación de alerta es el tercer estado determinado por la CHG en sus informes de sequía. Esto significa que el agua embalsada no pueda llegar a cubrir el 100% de la demanda de dos años, en el caso del consumo de agua potable. Mientras, la situación de alerta para el riego se produce cuando la reserva de agua solo es viable para afrontar el 60% de la campaña de un año y del 80% de otra. En esta situación se encuentran ya, según el último informe de sequía del SAIH -correspondiente al 4 de mayo-, los embalses de La Bolera (Jaén) y San Clemente (Granada).

El de emergencia es el último estado determinado por la CHG en caso de sequía. Un pantano de abastecimiento de agua para el consumo humano alcanza esta categoría cuando no puede garantizar el agua por completo durante un año, mientras que en un embalse de riego la cobertura cae hasta el 60% en el mismo plazo de un año. Los estados corresponden a los sistemas de abastecimiento para el consumo humano y para el riego, aunque también existe el sistema mixto. En este caso, los umbrales de prealerta, alerta y emergencia son diferentes, según el porcentaje final de destino del agua del pantano.

Junto a todos estos datos, las citadas fuentes también hicieron referencia a la situación que atraviesa el embalse de Iznájar, el de mayor capacidad de Andalucía, con 981 hectómetros cúbicos y que, hasta la fecha, se encuentra al 47,8%. Se trata, según las citadas fuentes, de "una situación de normalidad o prealerta". Es más, advierten de que "si la situación se repite en 2018 -que sea un ejercicio seco en cuanto a lluvias se refiere- sería posible adaptar medidas de restricción".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios