Hornachuelos

La Junta pide al Gobierno que se "replantee" ampliar El Cabril al ver su decisión "precipitada y poco meditada"

  • Fernández Pacheco alerta del impacto ambiental en la zona de esta instalación

Vista general de El Cabril, en Hornachuelos.

Vista general de El Cabril, en Hornachuelos. / El Día

El portavoz de la Junta de Andalucía y consejero de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul, Ramón Fernández-Pacheco, ha pedido este viernes una "nueva reflexión" al Gobierno central para que se "replantee la posibilidad de prorrogar y ampliar el cementerio nuclear de El Cabril de Córdoba" al entender que se trata de una decisión "precipitada" y "poco meditada".

"Quieren no solo prorrogar la vida del cementerio nuclear de El Cabril de Córdoba sino que además quieren ampliar su capacidad convirtiéndolo en el único cementerio nuclear de todo el territorio nacional", ha señalado ante los medios Fernández-Pacheco, quien ha incidido en que Andalucía "no cuenta con centrales nucleares" y que, por tanto, tampoco "se beneficia del empleo que pudiera generar este tipo de instalaciones".

El portavoz del Ejecutivo autonómico considera que "no se ha analizado bien esa decisión", por lo que ha solicitado al Gobierno que se replantee sus planes y que "escuche la voz de Andalucía" antes de adoptar una decisión.

En esta línea, el titular andaluz de Medio Ambiente ha apuntado que El Cabril, en la Sierra de Albarrana de Hornachuelos, "se encuentra rodeado de espacios naturales protegidos y hay que tener en cuenta las consecuencias que el transporte de esas mercancías podría tener y el impacto en esos maravillosos lugares protegidos que lo rodean".

La Empresa Nacional de Residuos Radiactivos (Enresa) no prevé tener hasta 2024 autorización del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (Miteco) para ampliar las instalaciones con una nueva plataforma que contará con 27 celdas que, en una primera fase, podría estar operativa para el año 2028 con las 12 primeras celdas.

No obstante, de la necesidad de ampliar El Cabril se apunta ya en el actual Plan General de Residuos Radiactivos (PGRR) -aprobado en 2006- y en el nuevo que está pendiente de aprobación. Además, para poder llevar a cabo esta actuación es necesario el visto bueno del Consejo de Seguridad Nuclear. Las instalaciones de Hornachuelos almacenan residuos nucleares de baja, media y muy baja actividad.

El Cabril ha cumplido en este mes de octubre 30 años de actividad en la gestión de este tipo de restos y desde la empresa pública Enresa se ha incidido que ha habido "cero incidencias" durante ese tiempo.

El presidente de Enresa, José Luis Navarro, ya calificó el jueves como "una pequeña frustración personal" el hecho de que "en el conjunto de las comunidades autónomas españolas, estén gobernadas por el partido que estén gobernadas, hay una falta de visión de Estado" a la hora de llegar a un consenso para la ubicación del almacén de residuos de alta actividad que debe acoger el material de alta actividad procedente del combustible gastado de las centrales nucleares.

"Se ponen de acuerdo las 17 comunidades en decir aquí no. En el argot anglosajón, sí, pero en el patio de detrás de mi casa, no", ha puntualizado. Lo ha hecho en el desayuno-coloquio La energía nuclear y El Cabril organizado por El Día de Córdoba en el Hotel Hospes Palacio del Bailío.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios