Fútbol Sala | Primera División

El parón, la ocasión para levantar la moral del Córdoba Futsal

  • El conjunto cordobés afronta diez días sin competición justo tras cosechar su peor resultado del curso

  • Tras siete jornadas, los de Josan González mantienen una ligera ventaja sobre la zona de descenso

Boyos remata ante la salida de Chemi, portero del Jimbee Cartagena. Boyos remata ante la salida de Chemi, portero del Jimbee Cartagena.

Boyos remata ante la salida de Chemi, portero del Jimbee Cartagena. / Edu Luque

Un parón para reponer fuerzas. El Córdoba Futsal Patrimonio de la Humanidad tiene por delante diez días sin competición para rearmarse moralmente tras el duro correctivo que recibió en su visita al Jimbee Cartagena. El equipo blanquiverde llega a la primera pausa de la liga en Primera División después de un arranque frenético, con siete jornadas en apenas mes y medio y todavía con la visita al Real Betis Futsal de la primera fecha pendiente de disputar.

Los blanquiverdes, con todo, han conseguido anotar en su casillero seis puntos que son un botín a tener en cuenta, dada la competitividad de la liga. Eso sí, el parón les llega tras la goleada recibida en Cartagena, lo que supone un regusto amargo para diez días de tregua. La tabla, además, no ofrece tregua y aunque el equipo de Josan González se mantiene fuera del descenso, la renta con los de abajo es ya mínima.

Tras siete jornadas (y con un partido pendiente de disputar), el Córdoba Patrimonio de la Humanidad es decimosegundo, con seis puntos fruto de un triunfo, tres empates y dos derrotas. El conjunto cordobés tiene dos puntos de ventaja respecto al descenso y solo uno con la decimoquinta plaza, que obligará a un equipo a jugar una peligrosa promoción de permanencia contra un conjunto de Segunda División.

La clasificación, eso sí, es a estas alturas de la competición demasiado engañosa como para elevarla a definitiva. El coronavirus ha hecho mella en la liga y ha provocado la cancelación de numerosos encuentros. El Jaén Paraíso Interior, por ejemplo, solo ha disputado tres partidos y el Real Betis u O Parrulo, cinco. Por otro lado, equipos potentes llamados a estar arriba como el propio Jaén o el mismísimo Barça andan metidos en la pomada del descenso, de la que irremediablemente acabarán saliendo con el paso de las semanas.

Por eso, el próximo encuentro resultará fundamental para el Córdoba Patrimonio de la Humanidad. Los de Josan González recibirán en Vista Alegre al Ribera Navarra el miércoles 11 de noviembre, precisamente el equipo que marca la barrera del descenso. Ante los tudelanos, el equipo blanquiverde debe reaccionar y frenar la tendencia a la baja de las últimas jornadas, en las que el subidón moral por su victoria ante el Barça ha quedado difuminado.

En una liga alocada, con varios de los modestos colocados ahora mismo en posiciones de privilegio, recuperar la fortaleza en Vista Alegre se antoja fundamental para el Córdoba Futsal se mantenga alejado del peligro y no se vea arrastrado a la incómoda situación de jugar sabiendo que el descenso acecha.

Los puntos débiles a mejorar

Josan y sus jugadores tienen por delante diez días para trabajar en la mejora de los puntos débiles que al Córdoba Patrimonio volvieron a costarle muy caro en Cartagena. La defensa del balón parado -una vez más- y las finalizaciones en el juego de cinco castigaron en exceso a los blanquiverdes, que llegaron al Palacio de los Deportes con el balance de goles a favor y en contra en números positivos, pero salieron con un -5 que tendrán que ir equilibrando como primera consigna para volver a sumar puntos.

Tras siete jornadas, la liga no ha hecho más que comenzar y la fortaleza mental resulta clave en una competición tan igualada. En estos diez días de parón, el Córdoba Futsal tendrá tiempo de limpiar la mente, olvidar los complejos tras la goleada recibida en Cartagena y volver a mostrarse como el equipo aguerrido y competitivo que acostumbra a ser.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios