EL DÍA DE CÓRDOBA En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Córdoba CF

Los administradores judiciales del Córdoba CF reclaman a Carlos González más de ocho millones de euros

  • Además, estudian trasladar la reclamación al juez por si existe delito de administración desleal

  • Esa cantidad es la deuda que González se comprometió a asumir cuando llegó a la entidad en 2011

Francisco Javier Bernabéu se dirige a la prensa, junto a Francisco Estepa y Juan Ramón Cuadros. Francisco Javier Bernabéu se dirige a la prensa, junto a Francisco Estepa y Juan Ramón Cuadros.

Francisco Javier Bernabéu se dirige a la prensa, junto a Francisco Estepa y Juan Ramón Cuadros. / Juan Ayala

Nuevo episodio en el serial institucional del Córdoba CF. Los administradores judiciales del club han solicitado a Carlos González (Azaveco) que abone una cantidad superior a los ocho millones de euros, la deuda que el antiguo propietario asumió a su llegada al club blanquiverde en 2011, cuando compró el paquete mayoritario de acciones a Prasa.

En un documento de ocho páginas remitido a Azaveco, y al que ha tenido acceso el Día, Francisco Estepa y Francisco Javier Bernabéu solicitan a González el abono en un plazo máximo de 15 días de una cantidad total de 8.806.978,36 euros, para lo que incluso incluyen el número de una cuenta abierta a nombre del club.

Según ha adelantado la Jugada de Córdoba, de Canal Sur Radio, Francisco Estepa y Francisco Javier Bernabéu contemplan la posibilidad, y así lo reflejan en su escrito, de llevar esta reclamación ante el juez de instrucción y ante la Fiscalía, por lo que entienden que podría constituir un presunto delito de administración desleal de la entidad, entre otros ilícitos penales.

Esos más de ocho millones de euros que los administradores judiciales reclaman a Carlos González son los que el club arrastraba de deuda en la etapa final de Prasa como máximo accionista. En el acuerdo para la venta del paquete mayoritario, González se comprometió a asumir esa deuda, aunque el abono nunca llegó a producirse.

Los administradores justifican su solicitud aludiendo directamente a un extracto de la escritura de compraventa que en su día suscribieron Prasa y Ecco Documática (que luego delegó sus títulos accionariales en Azaveco). "Las partes han considerado esencial para la suscripción de este contrato que el INVERSOR ECCO DOCUMÁTICA, S.A., lleve a cabo todos los actos que sean precisos para solventar la situación de endeudamiento en que se encuentra actualmente la Compañía, de forma tal que el INVERSOR ECCO DOCUMÁTICA, S.A., asume, a sus expensas, el pago de las deudas sociales de la Compañía, tanto las generadas hasta el día de hoy como las que se generen en el futuro, con independencia de la época/relaciones jurídicas de las que provenga su devengo", recogía aquella escritura.

Por el reconocimiento de esa deuda con el club ya peleó durante años la Asociación de Accionistas Minoritarios CCF, en el que fue su principal punto de fricción con el empresario afincado en Madrid, en cada una de las juntas generales de accionistas de la entidad.

Según ha podido saber el Día, la comunicación de esa reclamación a Carlos González se ha producido en un escrito en el que Estepa y Bernabéu denegaban a Azaveco la ampliación del orden del día para la junta extraordinaria de accionistas convocada para el 15 de enero. En esa junta estaba previsto el cese del consejo de administración comandado por Jesús León y el nombramiento de un nuevo órgano de gobierno de la entidad.

Sin embargo, Azaveco pidió posteriormente la ampliación del orden del día, para incluir una solicitud de levantamiento de la administración judicial, así como para hacer constar la capitalización de parte de la deuda que arrastra actualmente el Córdoba CF SAD, después de los acuerdos alcanzados con varios acreedores de la entidad, entre ellos Bitton Sport.

Los administradores judiciales accedieron a la convocatoria de la junta, que se celebrará el día 15 de enero en El Arcángel a las 10:00, pero ya avisaron que sus acuerdos no tendrían validez por la situación de control judicial en la que se encuentra el Córdoba CF.

El objetivo, saldar deudas

Aunque no se espera que Carlos González acceda al pago de esos ocho millones de euros, la intención de la administración judicial del club es defender ese derecho de cobro que en su día ya reclamó con insistencia Minoritarios CCF y que significaría una inyección de dinero en el Córdoba CF SAD que permitiría el pago de gran parte de las deudas que arrastra la entidad.

Y es que los propios administradores situaron la deuda neta del club blanquiverde en 10,1 millones de euros, antes eso sí de la inyección de tres millones que se produjo con la llegada de Infinity, lo que ha reducido esa cantidad de manera consierable.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios