Córdoba

Un grupo yihadista sitúa a Córdoba como objetivo de su actividad terrorista

  • Ansar al Din, que mantiene una alianza con Al Qaeda en el Magreb Islámico, asegura en un comunicado que "quieren recuperar las ciudades que fueron gobernadas por los musulmanes"

Comentarios 8

El grupo yihadista Ansar al Din (Defensores de la religión islámica), filial de Al Qaeda, ha publicado un comunicado en el que marca a Córdoba -junto con Granada, Sevilla y Valencia- como objetivo de su actividad terrorista. En concreto, según informó la Cadena Ser -que ha tenido acceso al documento-, el grupo afirma que "quieren liberar estas cuatro ciudades que fueron gobernadas por los musulmanes" y "restaurar Al Andalus". El comunicado ha sido interceptado por las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estados y dan total credibilidad al texto, que viene acompañado por una fotografía con un camión lleno de explosivos robado de los cuarteles de Gadafi en Misrata. El grupo Ansar al Din se sitúa en el Magreb Islámico, mantiene una alianza con Al Qaeda y ha conseguido armamento en los últimos meses tras la caída del régimen de Gadafi. No es la primera vez que Córdoba se sitúa en el objetivo de grupos terroristas islámicos. Su condición de capital de Al Andalus y el interés de los yihadistas de recuperar ese territorio siempre ha puesto en riesgo a la provincia, aunque no de una manera tan directa como se afirma en este comunicado.

El subdelegado del Gobierno en Córdoba, Juan José Primo Jurado, aseguró ayer a El Día que "los cordobeses pueden estar tranquilos" porque el anuncio de este grupo yihadista "no es nada nuevo, ya que los países que hemos optado por la libertad y la democracia siempre hemos estado en el punto de mira". Primo Jurado explicó que corresponde a "instancias superiores" y no a la Subdelegación establecer algún tipo de protocolo o dispositivo de seguridad ante la amenaza terrorista y que, por ahora, no se ha activado. En cualquier caso, el subdelegado insistió en que "no hay más riesgo que el que había antes" de conocer la existencia del comunicado y que "desde hace ya bastante tiempo" los agentes de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado están formados y trabajan en las tareas de prevención para evitar posibles ataques terroristas.

La delegada del Gobierno en Andalucía, Carmen Crespo, por su parte, restó importancia a la declaración del grupo yihadista y destacó la labor de investigación y prevención que realiza el Gobierno central para impedir la actuación de islamistas radicales. Crespo abogó por no "magnificar" estas declaraciones y destacó que, lo que preocupa al Gobierno, es la "labor de investigación, trabajo y seguridad, para que grupos islamistas radicales no puedan actuar con impunidad en España y en Europa". En este sentido, señaló que se está "muy atento" al nacimiento de células o de personas que puedan actuar en esta dirección. En cuanto a la amenaza del grupo vinculado a Al Qaeda, dijo que está "fuera de lugar y poco tienen que ver con la realidad y con nuestro país". "Todos tenemos que ser consecuentes de que España es España y de que aquí cabe todo el mundo, le quito importancia a estas cuestiones", insistió la delegada.

El Gobierno cuenta con un plan antiterrorista -que incluye controles policiales en lugares de máxima afluencia y un estado de alerta constante- creado a raíz de los atentados del 11 de marzo de 2004. La cadena de explosiones por una célula de Al Qaeda provocó el mayor atentado terrorista cometido en España, con 192 muertos. Gracias al dipositivo que se puso en marcha, se neutralizó un artefacto explosivo que había sido colocado en la vía del AVE a su paso por la provincia de Toledo. El plan se activó un año después de ese ataque, ante el riesgo de volver a sufrir otro incidente de este tipo, y también en marzo de 2008, por la cercanía de las elecciones generales que se celebraron en ese año.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios