Fin de Año

Del vestido de fiesta al vaquero en la Nochevieja de Córdoba

Andrea Raya, de Scalpers Woman, en la tienda de Córdoba. Andrea Raya, de Scalpers Woman, en la tienda de Córdoba.

Andrea Raya, de Scalpers Woman, en la tienda de Córdoba. / Juan Ayala

La Nochevieja de 2020 es diferente por muchos motivos, y entre ellos se encuentra la ausencia de fiestas que enlazan un año con otro y que muchos aprovechan para vestirse con sus mejores galas. Trajes de hombre y vestidos de fiesta han formado parte de las compras obligatorias durante el mes de diciembre para conseguir un aspecto impecable en las comidas, cenas y celebraciones que, en circunstancias normales, ocupan los últimos días de la última página del calendario. Este año no ha sido así, ni siquiera en los días 24 y 31 de diciembre, ya que las restricciones sanitarias impiden las aglomeraciones para intentar reducir el número de contagios.

En este panorama, tanto los cordobeses como los comercios han apostado por la línea menos lujosa, con menos ropa de fiesta y “más pantalón y estilo informal”. Así lo explica la encargada de Scalpers Woman, Andrea Raya, quien asegura que el grueso de las compras se ha pasado a “los regalos y detalles” más que a la preparación de la fiesta en sí. En el caso de esta tienda, que lleva abierta en el centro de Córdoba año y medio, se ha notado el empuje “desde el Black Friday hasta estas semanas” en las que sus clientas han encontrado las alternativas necesarias a los vestidos de fiesta.

A las condiciones en las que se están llevando a cabo las celebraciones se han sumado “los cambios en los horarios, hubo un momento en el que la gente no sabía exactamente cuándo estaba abierta la tienda”, explica, lo que ha obligado a muchos posponer su paso por Scalpers. No obstante, sus clientas “cada vez están más hechas a la tienda, tienen ganas de ser ayudadas y nosotros de ayudarles”, apunta Raya, especialmente tras los meses en los que se vieron obligados al cierre total.

La misma situación se da en el caso de la moda de hombres. En TZ fabricantes, José Alonso hace hincapié en la caída “del 70%” en las ventas de trajes completos ante la ausencia de fiestas y celebraciones. En su caso, “tener también una línea sport salva un poco”, aunque el cliente habitual de la tienda “es el que viene a por el traje completo, y eso de momento está completamente perdido”.

Exterior de TZ Fabricantes. Exterior de TZ Fabricantes.

Exterior de TZ Fabricantes. / Juan Ayala

Sin duda, la falta de fiestas en Nochebuena y Nochevieja ha hecho que “se pierda muchísimo”, lo que conlleva una repercusión importante en la caja diaria y en las cuentas de todo el año. Alonso indica que “han cerrado muchas tiendas que se dedicaban exclusivamente a esto” y ahora no tienen oportunidad de vender lo suficiente como para mantener el negocio.

Por el momento, TZ fabricantes se mantiene en pie en Córdoba, con una campaña de rebajas que está por llegar junto con el inicio del 2021. Aun así, las expectativas en su caso también se mantienen bajas, a expensas de la evolución de la crisis sanitaria.

Un caso muy distinto es el de Inma González, dueña de Luz de luna. Su tienda lleva abierta solo un mes, por lo que solo ha conocido restricciones hasta la llegada de la época navideña, si bien ella tiene experiencia al haber trabajado en otros comercios. “No están siendo unas fechas normales y corrientes”, asegura, aunque por suerte su negocio ha gozado de una buena acogida desde la primera semana y poco a poco intenta aumentar clientes y ventas.

Inma González coloca algunas prendas en Luz de luna. Inma González coloca algunas prendas en Luz de luna.

Inma González coloca algunas prendas en Luz de luna. / Juan Ayala

Atendiendo a las circunstancias, González no ha traído ropa de fiesta “con la previsión de que no se va a vender mucho”. Así, en Luz de luna se puede encontrar ropa y complementos de moda de mujer pero, por el momento, sin la presencia de los vestidos que buscan lucir durante las noches de celebración.

Esta tendencia está marcada por las circunstancias excepcionales que han envuelto al 2020 y que reflejan los cambios que se han vivido en todo lo relacionado con las relaciones sociales y los diversos encuentros. A pesar de todo, los escaparates no han dejado de ofrecer artículos con los que intentar deslumbrar a los otros nueve integrantes del grupo con el que se comparta una noche que no deja de ser especial. En el otro lado estará quien aproveche looks de otras citas para entrar en el 2021.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios