Fiestas

El reloj de la plaza de las Tendillas no dará las campanadas en Nochevieja para evitar aglomeraciones

  • Cada año son cientos los cordobeses que acuden a este céntrico punto para tomarse las uvas y despedir el año

El reloj de las Tendillas se vislumbra tras un espumillón navideño.

El mítico reloj de la plaza de las Tendillas de Córdoba capital no tocará las campanadas en Nochevieja para evitar posibles aglomeraciones. Así lo ha anunciado el delegado de Infraestructuras del Ayuntamiento de Córdoba, David Dorado, alegando que 2020 "ha sido un año muy complicado, pero más complicado puede ser 2021 si no tomamos conciencia".

Por lo tanto, ni cuartos ni campanadas podrán escucharse en una plaza que, a su manera, es la Puerta del Sol cordobesa. No son pocos los que cada 31 de diciembre acuden hasta el centro con familiares y amigos para despedir el año mirando al cielo de las Tendillas. Este año, el coronavirus impide que esto pueda ocurrir, teniendo en cuenta las numerosas personas que suelen reunirse en este céntrico punto de la ciudad cada Nochevieja.

El reloj de las Tendillas, que marca las horas por una soleá tocada por Juan Serrano, no será el protagonista de la última noche de un año que ha estado marcado por el coronavirus. La pandemia ha arrebatado gran parte de la programación navideña, y entre esas cancelaciones también se encuentran las campanadas.

Ya se canceló el mercadillo navideño, de la misma forma que no se permitió montar las típicas atracciones que llenan cada Navidad el Bulevar de Gran Capitán. Por lo tanto, para seguir con las recomendaciones sanitarias y ante las limitaciones impuestas por la Administración, cada uno se tomará las 12 uvas en casa. Cabe recordar que la normativa permite un máximo de diez personas por reunión familiar y que se pide que los reunidos pertenezcan, como mucho, a dos núcleos familiares.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios