Primeras medidas del gobierno del Ayuntamiento de Córdoba Bellido anuncia la inminente bajada de impuestos y medidas a favor del empleo

  • El equipo de gobierno del PP y Cs se marca una hoja de ruta con 23 acciones para poner en marcha durante los primeros cien días de mandato que incluyen auditar Urbanismo

Foto de familia del equipo de gobierno tras la primera reunión de trabajo. Foto de familia del equipo de gobierno tras la primera reunión  de trabajo.

Foto de familia del equipo de gobierno tras la primera reunión de trabajo. / Juan Ayala

“El empleo es nuestra gran obsesión, y por eso la reactivación económica y la bajada de impuestos son dos de los ejes que se van a trabajar en los primeros cien días de este gobierno del cambio”. El alcalde de Córdoba, José María Bellido (PP), ha comenzado de esta forma la comparecencia de prensa que junto a su primera teniente de alcalde, Isabel Albás (Cs), ha ofrecido para adelantar las 23 medidas que el cogobierno se ha comprometido a ejecutar durante sus primeros cien días del mandato. Esas 23 medidas forman parte de las 77 incluidas en el pacto de gobierno sellado por el PP y Cs.

Bellido ha detallado que una de esas 23 medidas es “la implantación de un nuevo modelo fiscal, con una bajada masiva de los impuestos municipales”, que se recogerá en unas ordenanzas fiscales para 2020, que el flamante nuevo regidor espera tener presentadas antes del próximo septiembre. Esa bajada impositiva contempla una reducción del IBI y una bonificación del 90% para viviendas de familias numerosas de hasta un valor catastral de 200.000 euros; “se reducirá el impuesto de vehículos de tracción mecánica como norma general, se bonificará en un 75% a los vehículos con bajas emisiones y eléctricos y se contemplará una bonificación del 100% de los coches con más de 25 años, además de que se suprimirá el ICIO, entre otras medidas. En relación con el impuesto sobre el incremento del valor de los terrenos, aplicarán una bonificación del 95% de la cuota íntegra del impuesto.

Otra de esas 23 medidas es la redefinición de la Fundación Agrópolis, “ampliándola a distintos sectores productivos de la capital, creando entornos facilitadores y dinamizadores de todo el tejido empresarial, y acogiendo en ella la gestión de grandes proyectos estratégicos, tanto en materia económica y empresarial, como de innovación e investigación”. Bellido también ha anunciado la creación del Consejo de Participación Social, garantizando “la coordinación entre instituciones públicas y el tejido social, así como con entidades y colectivos que operan en el ámbito de inclusión social”.

Asimismo, ha insistido en que potenciarán a colectivos dedicados prioritariamente a la labor social, “recuperando convenios con colectivos excluidos durante el mandato anterior por razones ideológicas”; y que impulsarán el plan de choque contra la exclusión social, negociando con la Junta y el Gobierno un plan de actuación en los tres barrios más desfavorecidos de la ciudad –Las Palmeras, Las Moreras y el Sector Sur–, que incluya “más atención familiar, inversión en equipamientos, acciones formativas y laborales, apoyo al emprendimiento y más seguridad”.

Otras medidas inminentes son las creaciones de la Concejalía de Inclusión y de un Observatorio de Accesibilidad; además de propiciar la regulación de todas las actividades en vía pública y dominio público en una sola ordenanza municipal. Además, se han comprometido a desarrollar un plan local de ayuda a la instalación de ascensores en edificios antiguos, en colaboración con la Junta de Andalucía.

Igualmente, ha anunciado que trabajarán para posicionar a Córdoba como destino para congresos, convenciones, ferias y exposiciones nacionales e internacionales; y que crearán un programa de investigación en turismo y su actividad económica junto con los agentes sociales y universitarios, que permita realizar actividades de Observatorio Turístico y económico y planeamientos de desarrollo futuro a medio y largo plazo. Otras medidas son la mejora de la limpieza viaria de las calles y plazas y la iluminación en los barrios; cambiar el modelo de gestión del Centro de Control Animal para “lograr la eficacia de este servicio”; y solucionar “la precariedad” en la gestión del parque municipal de instalaciones deportivas, abordando desde el Imdeco “de forma urgente” esta situación, así como la apertura pendiente de piscinas municipales.

Asimismo, ha relatado que tomarán las medidas necesarias para el mejor mantenimiento de centros escolares y colaborarán con la Junta para dar respuesta a tal situación, para lo cual propiciarán “una colaboración efectiva” con la administración autonómica para la implantación del aire acondicionado en los colegios. Bellido ha relatado que de la mano de los propios vecinos, y “cumpliendo con la Ley de Memoria Histórica”, recuperarán los nombres populares de la Avenida de Vallellano, calle Cruz Conde y Plaza de Cañero, al entender que “forman parte de la identidad colectiva, cumpliendo en sus justos términos la legislación andaluza al respecto”.

También que respetarán el principio de seguridad jurídica en la actividad urbanística, como “pilar fundamental para la atracción de inversión y generación de empleo estable”, algo que ha sido “tan denostado por el gobierno municipal anterior”. Por ello, no revisarán el modelo urbanístico-territorial, sino que lo renovarán “cuando sea necesario, por medio de ágiles procedimientos de modificación puntual del mismo y siempre que ello suponga la introducción de mejoras para el bienestar de la población”.

Además, llevarán a cabo la reforma de la Gerencia Municipal de Urbanismo, con una auditoría de gestión; en Cecosam, abandonarán el proyecto de construcción de un tanatorio municipal, “por no ser actualmente necesario”; desistirán del proyecto de innovación que “perjudica a Cosmos, preservando los puestos de trabajo de esta industria, asegurando, en colaboración con la Junta de Andalucía, el correcto cumplimiento de todos los requisitos ambientales exigibles en casos similares”; al tiempo que abandonarán el proyecto de innovación urbanística del Casco Histórico que “supondría la limitación de licencias en el mismo”. Y con la Junta, avanzarán en los procesos de legalización o regularización de las parcelaciones, “para así permitir el acceso a los servicios básicos de la población residente”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios