Bienal de Flamenco de Sevilla El flamenco devuelve el palacio de Dueñas al pueblo

  • Felipe Benítez Reyes resaltará en el pregón que abre la cita la "poesía cercana" de los Machado y su contribución en lo jondo

  • Farruquito recordará el día 8 de septiembre en el Maestranza los momentos claves de su trayectoria

Farruquito baila junto a la escultura 'Bailaora' de Benlliure Farruquito baila junto a la escultura 'Bailaora' de Benlliure

Farruquito baila junto a la escultura 'Bailaora' de Benlliure / Juan Carlos Vázquez

Comentarios 1

Si "todas las casas antiguas están llenas de fantasmas", como recordaba ayer Felipe Benítez Reyes en el recorrido por el Palacio de las Dueñas que ofreció la Bienal para dar a conocer el espacio que se incorpora este año a la cita, a los que habitan entre estos muros aún se les oye recitar coplas fundamentales que explican el pasado de esta ciudad, el germen del flamenco y la evolución de la poesía actual en apenas cuatro versos.

Porque aquí, en las viviendas de alquiler que albergaba esta espectacular casa sevillana, se instaló Antonio Machado Álvarez, el escritor y antropólogo considerado como el primer flamencólogo de la historia al publicar en 1881 su Colección de cantes flamencos, donde recopiló estrofas y reivindicó la importancia de lo jondo. Y aquí también, bajo esta luz de Sevilla... con su rumor de fuente, ante la breve mosca y alrededor del huerto claro donde madura el limonero, pasaron sus primeros años de vida sus hijos Manuel y Antonio Machado, dos de los poetas que mejor han sabido comprender y respetar al pueblo.

Por eso, y aunque reconoce que todavía anda "dándole vueltas por las responsabilidad que conlleva", el escritor y poeta gaditano tiene claro que es de justicia centrar el pregón con el que abrirá el día 5 de septiembre en este emblemático lugar la XX edición de la Bienal resaltando la contribución de los Machado "no sólo en la literatura o a la poesía" sino como "emblemas del mestizaje de la alta cultura con la popular". Mucho más cuando la fecha coincide con el 125 aniversario de la muerte de Demófilo, seudónimo con el que firmaba el progenitor y que -destaca Benítez Reyes- viene del latín "amigo del pueblo".

Es decir, para el autor, que rubricó su afición prestándose a mostrar su carné de la Tertulia Flamenca de su Rota natal "donde ejercía de portero Agujetas El Viejo", contó, la poesía de los Machado reivindica que "la raíz de lo que somos parte de las cosas más sencillas" y entronca con la verdadera grandeza de lo jondo: su capacidad para expresar sentimientos universales de la forma más "cercana".

Pero, además, el Palacio de las Dueñas ha sido desde su construcción hace más de cinco siglos sede de la vanguardia sevillana, lugar de encuentro de influyentes nombres de la política, la cultura y la sociedad y casa de una aficionada confesa como fue Cayetana de Alba, que recibía en una de sus salas las clases de su maestro Enrique El Cojo. De ahí que, como apuntaba el delegado de Cultura, Hábitat Urbano y Turismo, Antonio Muñoz, "más allá de incorporar al escaparate turístico este espacio y los otros tres que se suman -Salinas, Pilatos y Caridad-", la iniciativa de abrirlos al público durante la Bienal persigue "devolverles el protagonismo que merecen en la ciudad" y, por ende, acercarlos a los propios sevillanos. De esta forma, las cuatro sedes albergarán exposiciones, presentaciones discográficas o actividades paralelas que propicien el diálogo de este arte con otros como la arquitectura, la pintura o la literatura.

En esta línea, el director de la Bienal, Antonio Zoido, que reconoció sentir la cuenta atrás para el inicio del evento como un "corredor trepidante", mostró su intención de que "la Bienal se encienda con Sevilla y Sevilla se encienda con la Bienal, iluminándola de todas las maneras posibles y en todos los rincones", sostuvo.

'Farruquito' vuelve al Maestranza

Por su parte, en la visita estuvo presente también Juan Manuel Fernández Montoya ‘Farruquito’ quien declaró sentirse en la cita "como mi casa". Así, el bailaor aprovechó para adelantar algunas pinceladas del espectáculo homónimo que presentará el día 8 de septiembre en el Teatro de la Maestranza y en el que rememorará algunos de los momentos más significativos de su trayectoria "desde mis Raíces flamencas a Sonerías, un espectáculo que no fue muy bien recibido cuando lo presenté y que tengo la necesidad de volver a explicar", aclaró.

En cuanto a los detalles de la propuesta, Farruquito declaró que "un año más" se ha centrado en "tratar de ser lo más parecido a mí que me sea posible", para añadir que la obra prescindirá de argumentos para dejar fluir el baile, y también el cante y el toque "de ayer y de hoy", desde la libertad y la improvisación.

Además del habitual elenco que acompaña al artista, con Gema Moneo, el Barullo y Polito, al baile, y Antonio Villar, Mari Vizárraga y Encarna Anillo, al cante, entre otros, el sevillano contará en la propuesta con las colaboraciones de reconocidos artistas como Pitingo, Jorge Pardo o El Cigala.

Por último, el galardonado con el Giraldillo al Baile en 2014 anunció que, "como siempre", habrá sorpresas, sobre todo, "en el momento en el que se me olvide la coreografía", bromeó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios