Corpus de Granada 2019 | Toros Enfandilados, otra vez

  • El diestro granadino sale a hombros de la Plaza de Toros de Granada tras una gran faena en la que cortó dos orejas tras aviso y oreja

  • Buena tarde también para El Juli y no tanto para Morante

El Fandi resultó cogido sin consecuencias aparentemente al entrar a matar a su segundo toro. El Fandi resultó cogido sin consecuencias aparentemente al entrar a matar a su segundo toro.

El Fandi resultó cogido sin consecuencias aparentemente al entrar a matar a su segundo toro. / Reportaje gráfico: Álex Cámara (Granada)

NUEVA PLAZA DE TOROS DE GRANADA

Ganadería: Se lidiaron tres toros de Hermanos García Jiménez que salieron en primer, segundo y sexto lugar; dos de Olga Jiménez, los lidiados en tercer y cuarto lugar; y otro de Peña Francia, que hizo el quinto. De aceptable presentación, mansos y sin raza, solo el lidiado en tercer lugar tuvo algo de motor.

TOREROS: Morante de la Puebla, de teja y azabache, palmas y bronca. El Juli, de nazareno y oro, oreja y oreja. El Fandi, de carmesí y oro, dos orejas tras aviso y oreja.

INCIDENCIAS: Segunda corrida de abono, tarde soleada y con buena temperatura. Lleno a reventar. Presidió la corrida Ana Belén Álvarez Abuín. Amenizó la tarde la Banda de Música Felipe Moreno de Cúllar Vega. El Juli y El Fandi salieron a hombros.

Otra tarde para el recuerdo de El Fandi ante su querida Nueva Plaza de Toros de Granada. El diestro granadino fue el gran triunfador en una corrida en la que cortó dos orejas tras aviso y oreja, y salió a hombros junto a El Juli, el otro gran aclamado por el público local, que se llevó oreja y oreja. No pudo decir lo mismo Morante de la Puebla, que no tuvo un buen día.

La tarde tuvo de todo, el poder arrollador de El Fandi, la vergüenza torera de El Juli y la falta de implicación de Morante. El escenario era interesante, la Nueva Plaza de Toros de Granada con el cartel de "No hay billetes", un público interesado en disfrutar de la tarde y la ganas de olvidar el fiasco del día anterior. Al final, no fue del todo redondo, pero el público salió a la calle contento, de eso se trata, y con ganas de que suenen clarines de nuevo esta tarde. Llega José Tomás.

Morante se topó con toros de escasa fuerza y se quedó sin trofeos. Morante se topó con toros de escasa fuerza y se quedó sin trofeos.

Morante se topó con toros de escasa fuerza y se quedó sin trofeos.

Morante de la Puebla se vio de inicio con Estero, un toro negro que dio en la báscula 461 kilos, y que embistió bien pero le faltó fuerza. El torero sevillano aprovechó la nobleza del animal sacando lances con el capote que selló con una buena media verónica. Con la muleta estuvo muy templado con la mano derecha, solo un par de series y el toro dejó de embestir. Estocada caída que le sirvió para recoger aplausos y saludar.

El cuarto, castaño listón de capa, de nombre Adulador y con 536 kilos de peso, no era un toro bonito. Acudía a los trapos con el pecho por delante, con brusquedad y sin recorrido. No quiso complicaciones Morante, que decidió no intentar nada, sólo macheteos. Tampoco estuvo interesado en matarlo bien, pinchazo y media, bastante para que el astado se recostara y recibiera importante bronca del público.

Julián López 'El Juli', que toreó a su primero, segundo de la tarde, un toro negro de 548 kilos, de nombre Saltón con un derroche de técnica y conocimiento del oficio. Ante la falta de calidad del toro armó una importante faena, ligando buenas series con la muleta a media altura, pisando cercanías e imponiéndose a un complicado contrincante. Mató de estocada delantera y cortó una oreja.

El quinto de la tarde, muy descastado, no empañó la gran faena de El Juli en Granada

Con el quinto de la tarde, segundo de su lote, Estero, de nuevo El Juli tuvo que buscar en el fondo de su conocimiento. Un toro muy descastado que se quedaba muy corto y que miraba demasiado, pero esto no fue obstáculo para que el madrileño toreara cerca y ligara tandas con ambas manos, bonita la primera al natural. Estocada algo tendida que fulminó al toro. De nuevo cortó otra oreja.

El Juli logró dos orejas, una en cada toro, y salió a hombros junto a El Fandi. El Juli logró dos orejas, una en cada toro, y salió a hombros junto a El Fandi.

El Juli logró dos orejas, una en cada toro, y salió a hombros junto a El Fandi.

David Fandila 'El Fandi', como siempre entregado en Granada, se midió en primer lugar a un toro negro llamado Caralimpia, y que dio un peso de 536 kilos. Fue el mejor de la tarde. Lo recibió con dos largas cambiadas de rodillas en tablas, en el tercio de banderillas, como siempre, poderoso ante un animal que le apretó bastante. Con la muleta, de nuevo El Fandi de rodillas. Después buenas tandas con la mano derecha, toreando en redondo con sabor y calidad. Acabó la faena dándose un arreón, con lances muy de cerca, acabados con desplante. Mató de estocada y fue premiado con dos orejas.

El diestro granadino fue cogido por Esaborío, su segundo toro, por suerte sin consecuencias

Su segundo toro, último de la tarde, creó el terror en el tercio de banderillas. Cuando el granadino se disponía a poner el tercer par, de rodillas y al quiebro, no le dio tiempo a incorporarse y fue cogido por Esaborío, que era el nombre del astado. Afortunadamente se repuso y volvió a clavar un espectacular par al violín, con el público totalmente entregado a su torero. Antes recibió con el capote de rodillas junto a tablas. Después del susto, llegó el idilio de la afición cuando empezó la faena de muleta de rodillas en el centro del ruedo. Temple a raudales, pasión y ganas, concretaron una faena de lío, que remató con pases entre los cuernos del toro y un desplante de espaldas que estremeció a los tendidos. Mató de estocada, tardó en caer, lo que enfrió un poco el premio final. Cortó una oreja y salió a hombros junto a El Juli.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios