ACCIDENTE EN EL EMBALSE DE IZNÁJAR La Guardia Civil mantiene la búsqueda del piloto en el pantano

  • Los buzos hacen inmersiones de 15 minutos debido a la profundidad en la que se llevan a cabo las labores de localización

Un momento de la búsqueda en el pantano de Iznájar Un momento de la búsqueda en el pantano de Iznájar

Un momento de la búsqueda en el pantano de Iznájar / EFE / Rafa Alcaide

La Guardia Civil continua con los trabajos de búsqueda del piloto que cayó el pasado martes al agua tras accidentarse con un autogiro en el pantano de Iznájar, el de mayor superficie de Andalucía, sin poder hallar aún la nave siniestrada.

Los trabajos se han iniciado a primera hora de la mañana y se han prolongando hasta pasadas las 19:00, justo al anochecer. Las labores de búsqueda se reanudarán a primera hora de mañana.

En todo ese tiempo, según ha informado a el Día el alcalde de Iznájar, Lope Ruiz (PSOE), no se ha podido localizar ni el autogiro, ni al piloto, un hombre de más de 50 años.

Ruiz ha avanzado también que los efectivos han ampliado la zona de búsqueda de los restos y ha reconocido que se trata de un trabajo bastante "complejo" para quienes forman parte del dispositivo.

La Guardia Civil asumió el mando de la operación el martes de rescate y se activó el Grupo de Emergencias de Andalucía (GREA).

En la zona del accidente, el pantano tiene una profundidad de unos 60 metros, por lo que el dispositivo de rescate cuenta con un equipo de submarinistas procedentes de Granada.

Según el primer edil, son cuatro los efectivos que se dedican a fondear esta zona del embalse y al estar a unos 60 metros de profundidad apenas pueden estar 15 minutos en cada inmersión. "Es un trabajo muy complejo y no hay visibilidad", ha destacado.

El regidor también ha reconocido que, por el momento, es difícil calcular el tiempo que tardará el dispositivo en localizar el autogiro, al tiempo que ha recordado un accidente similar que ocurrió en el pantano en 2013.

No obstante, en aquella ocasión fue un coche el que cayó al pantano y "se tardaron varios días en recuperar" el vehículo, ha dicho.

Lope también ha detallado que la familia del piloto ha regresado a Málaga a la espera de que se localice tanto el cuerpo, como el autogiro.

En este caso, la principal hipótesis que se sigue manejando hasta la fecha es que el piloto no vio los cables de alta tensión que se encontraban junto a un puente y que cayó al agua debido a una explosión.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios