Provincia

Los Municipios del Olivo alertan de una "cruenta guerra comercial" con EEUU

  • AEMO rechaza los aranceles a la aceituna negra de mesa impuestas por la Administración Trump

  • La asociación demanda ayudas para el olivar en pendiente en la nueva PAC

Instituciones asistentes a la asamblea anual de la Asociación de Municipios del Olivo (AEMO), en Córdoba capital. Instituciones asistentes a la asamblea anual de la Asociación de Municipios del Olivo (AEMO), en Córdoba capital.

Instituciones asistentes a la asamblea anual de la Asociación de Municipios del Olivo (AEMO), en Córdoba capital. / juan ayala

La Asociación de Municipios del Olivo (AEMO), integrada por 130 ayuntamientos y diputaciones y que preside la alcaldesa de Montoro, Ana María Romero (PSOE), advirtió ayer del inicio de una "cruenta guerra comercial" contra los productos agroalimentarios europeos en EEUU, incluyendo la producción de aceite de oliva virgen, a raíz de los aranceles impuestos por la Administración Trump. En su asamblea anual, celebrada en el centro de recepción de visitantes de Córdoba capital, AEMO solicitó la eliminación de esta tasa "injustificada" y que "tanto daño puede hacer en la economía de los pueblos".

En una proposición aprobada en pleno, el colectivo explica que EEUU se escuda en que las ayudas de la Política Agraria Común (PAC) suponen una "subvención encubierta a nuestras producciones", si bien AEMO incidió en que están "perfectamente reguladas y aceptadas por su finalidad, y cumplen con todas las normas de la Organización Mundial del Comercio (OMC)".

La imposición de estos aranceles provocó que las exportaciones de aceituna española a EEUU (donde tiene una cuota de mercado del 30%) cayeran un 42% en el primer trimestre de este año. La patronal Asemesa cree, además, que podrían hacer caer las ventas un 80% si se mantienen estos impuestos. Las pérdidas pueden llegar a 700 millones de euros si se confirma esta barrera a la entrada, por lo que AEMO manifestó su "total rechazo" a este impuesto, "que esta totalmente injustificado".

Los Municipios del Olivo solicitaron, por otra parte, el mantenimiento de la bolsa para olivar en la nueva PAC, con reconocimiento a las zonas más vulnerables como el olivar de sierra. Y es que la Comisión de Presupuestos del Parlamento Europeo certificó el pasado mes de mayo que el Marco Financiero Plurianual 2021-2027 presentado por la Comisión Europea supondría un recorte del 16% en el presupuesto de la PAC, como recordó AEMO.

El documento coincide también en desglosar que esta cifra supondrá una disminución de más del 10% en ayudas directas (primer pilar, los fondos Feaga) y de más del 25% en ayudas al desarrollo rural (segundo pilar, los fondos Feader).

El impacto que este recorte supondría en el cultivo del olivo podría llegar a más de 200 millones de euros en lo que se refiere a las ayudas directas en el sector oleícola español, según los cálculos de AEMO. "El cultivo del olivo es generador de empleo, vertebrador del territorio y fija población en el medio rural, donde además, en muchas ocasiones, no hay alternativas para la generación de renta", incidió Romero. Por tanto, AEMO solicitó a la Comisión que no se produzcan recortes a las ayudas PAC y que se reparta el recorte presupuestario consecuencia del Brexit entre otros sectores menos vulnerables y frágiles que el sector agrario.

Por otro lado, los municipios olivareros solicitaron a la Comisión que la nueva PAC 2021-2027 considere los aspectos diferenciales del olivar de sierra, que tiene unos costes de producción asociados de en torno a un 80% superiores a la media, a lo que hay que sumar su limitada producción. Siendo así, los olivares en pendiente, muy habituales en la Subbética o Los Pedroches, "necesitan una ayuda diferencial para su preservación en el tiempo, puesto que su desaparición supondría un gran impacto económico, social y medioambiental en los frágiles entornos donde se asienta", demandó AEMO.

La tercera proposición aprobada por la asamblea fue en apoyo al panel test tras la demanda de algunas organizaciones del sector del aceite de oliva al Ministerio de Agricultura que denuncian inseguridad jurídica en la aplicación de la normativa vigente de análisis sensorial de aceites de oliva vírgenes y proponen que no se aplique. AEMO, por contra, razonó que este panel test es una "herramienta indispensable" en la actualidad para la clasificación de los aceites de oliva vírgenes, pues "permite diferenciar los extra de los vírgenes y los lampantes por encima de los análisis físico-químico".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios