Cultura

El Hospital Reina Sofía de Córdoba diagnostica 50 nuevos casos de obesidad en niños cada año

  • El centro realiza un seguimiento a un total de 375 pacientes menores de 14 años con esta enfermedad

Niños aprenden hábitos de comida saludable en un taller de cocina. Niños aprenden hábitos de comida saludable en un taller de cocina.

Niños aprenden hábitos de comida saludable en un taller de cocina. / Efe

El Hospital Reina Sofía diagnostica al año 50 nuevos casos de obesidad en niños menores de 14 años y en total realiza un seguimiento a 375, según ha asegurado la directora gerente del centro, Valle García, en la presentación del programa PInPO.

La gran mayoría de esos pacientes presenta hábitos poco saludables que se evidencian en la primera consulta, como excesiva ingesta de calorías o sedentarismo.

El jefe de la UGC de Pediatría, Juan Luis Pérez Navero, ha señalado que ha habido un aumento de casos en los últimos años y ha añadido que “siempre que hay un niño obeso, uno de sus padres también lo es”, por lo que además de un componente conductual, también hay uno genético.

El síndrome metabólico es la antesala de la diabetes y los problemas cardíacos

Esta enfermedad es la causante del síndrome metabólico (que conlleva hipertensión, glucosa alta en sangre...), que ya se ha llegado a diagnosticar incluso en menores de diez años.

Pérez Navero ha manifestado que "es importante prevenir patologías del adulto tratando bien a los niños". De hecho, ha asegurado que la eclosión de enfermedades oncológicas se podría evitar cuidando la salud infantil.

En este sentido, ha destacado el "abandono de la dieta mediterránea por la dieta anglosajona" y ha valorado el papel de las familias (padres y abuelos) y los educadores en la crianza de los menores en unos hábitos de vida saludable.

La obesidad infantil es una de las enfermedades con mayor prevalencia en países desarrollados y tiene efectos importantes para la salud a corto, medio y largo plazo.

Según la pediatra del Reina Sofía Mercedes Gil "supone uno de los grandes retos de la sanidad actual al no existir terapias eficaces, sobre todo a medio y largo plazo, para reducir el exceso de peso y las complicaciones metabólicas que ya están presentes en los niños obesos".

En la infancia, además, no hay tratamientos coadyuvantes permitidos como fármacos o cirugía bariátrica. La mayor parte de las intervenciones asistenciales son muy generales y van dirigidas a disminuir la ingesta y a fomentar la actividad física sin valorar aspectos como la motivación, los factores individuales o los aspectos psicológicos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios