Fiestas

Arranca el festival Cata&Tapas con degustaciones en cuatro restaurantes de Córdoba

  • La reinvención de La Cata llega entre toques de vino amontillado y sabores muy locales

Primera degustación del festival Cata&Tapas Primera degustación del festival Cata&Tapas

Primera degustación del festival Cata&Tapas / Juan Ayala

Entre coulant de rabo de toro, pepitos con pimiento ahumado y tataki de presa, acompañado de dulces toques de vino Denominación de Origen cordobés ha arrancado el primer día de degustación de la tradicional Cata del Vino Montilla-Moriles, reinventada ahora como un festival denominado Cata&Tapas, que se extenderá hasta el próximo 12 de octubre en al menos 18 establecimientos de la capital. 

Los cordobeses y visitantes podrán degustar más de 90 tapas en estos bares y restaurantes, de las que 35 entran en el concurso, acompañadas de los mejores vinos de la DO Montilla-Moriles. Los nueve miembros del jurado ya han empezado a evaluar y puntuar los platos, pero los verdaderos encargados de elegir a los ganadores serán los propios comensales que prueben las propuestas y que voten a través de la aplicación creada especialmente para participar en el concurso. 

El jurado ha degustado este viernes un coulant de rabo de toro acompañado de una copa de amontillado Viejísimo 1922 en la taberna La Montillana; un pepito de jamón y pimientos ahumados en La Antigua Vidriera, así como un tataki de presa acompañado por un fino de la casa en Bodegas Mezquita de la calle Céspedes, y han culminado la tarde con la propuesta de El rincón de Carmen, en la calle Romero. 

El chef de La Montillana, Antonio Jiménez, ha explicado que el coulant siempre se usa como postre y ellos han querido convertirlo en una tapa muy cordobesa agregando el rabo de toro deshuesado, bañado con su salsa y un polvo de aceite de oliva, "que marida perfectamente con el amontillado". 

En este sentido, el secretario del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Montilla- Moriles, Enrique Garrido, ha reivindicado la colaboración con el sector de la restauración cordobés en esta reinvención de La Cata, una de las citas que da el pistoletazo de salida al Mayo Cordobés y que este año, por razones sanitarias, no pudo ser en su fecha, trasladándose a este principios de otoño. 

"Esta alternativa nos gusta, nos satisface mucho", ha expresado Garrido, que ha recordado que más del 75% de la comercialización del vino depende del sector de la hostelería y que esta propuesta "viene para quedarse". Así, parece que esta será la primera edición de muchas de Cata&Tapas, mientras "genere el interés de muchos consumidores, que puedan acercarse a probar las combinaciones; lo bueno es que la tapa y el vino sea la combinación perfecta", ha matizado.

Por su parte, la teniente alcalde delegada de Cultura y Promoción, Marián Aguilar, quien además es parte del jurado en este primera edición, ha destacado la importancia de poder "reunir un buen grupo de amigos en un magnifico momento y oportunidad para disfrutar de la gastronomía de Córdoba". Eso sí, cumpliendo con las medidas de seguridad que exige la situación sanitaria en la provincia. 

Los premios de este primera edición valorarán el sabor, la originalidad, la presentación y su aplicación comercial. Igualmente se premiará la mejor armonía vino-tapa y habrá una votación popular que otorgará el premio a la combinación más popular. 

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios