La OCDE receta subir impuestos a la propiedad y a las ganancias de capital para financiar la recuperación

Cree que elevar los impuestos al trabajo o al consumo no es recomendable ni equitativo. Avisa de que los países que salgan de la crisis tendrán que empezar a restaurar las finanzas públicas y apoyar una economía más verde. La OCDE pronostica un 20% de paro y ve a España como uno de los países más golpeados.