Primera victoria en casa de la temporada

El Ángel Ximénez golpea primero al Puerto Sagunto en la Copa del Rey (31-28)

  • El conjunto de Julián Ruiz tendrá que defender una renta de tres goles el próximo sábado 

  • La afición pontana despidió con honores a Mario Porras, que jugó por última vez en el Miguel Salas

Mario Porras trata de penetrar sobre la defensa valenciana de Folqués y Dorado. Mario Porras trata de penetrar sobre la defensa valenciana de Folqués y Dorado.

Mario Porras trata de penetrar sobre la defensa valenciana de Folqués y Dorado. / Peralta

El Ángel Ximénez-Avia tendrá que defender una renta de tres goles (31-28) el próximo sábado en Puerto Sagunto si quiere estar en la cuarta ronda de la XLIV Copa del Rey. El conjunto de Puente Genil, que por fin estrenó su casillero de victorias en casa este curso, sufrió de lo lindo para superar a un rival de la División de Honor Plata, que llegó a mandar durante gran parte de la primera mitad. De esta forma evitó que Mario Porras tuviera la despedida soñada de una afición pontana que le rindió un más que merecido homenaje.

El Ximénez tardó en engrasar la maquinaria, sobre todo por su debilidad defensiva, ante un rival respondón. Eso permitió que los valencianos tomaran ventaja con una máxima de tres goles (4-7) que obligó a Julián Ruiz a pedir tiempo muerto. El parón sirvió para que los locales ajustaran conceptos sin balón y tuvieran más paciencia en ataque, lo que poco a poco ajustó el marcador (9-9, min. 16), dibujando un intercambio de golpes hasta el descanso 15-15.

Avisado de lo ocurrido en el acto inaugural, el conjunto pontano salió con otra cara de los vestuarios, aprovechando también una doble superioridad que le empujó a un parcial 3-0 (18-15). Con más facilidad para ver la meta del Puerto Sagunto todo invitaba a pensar que el partido podía romperse. Pero nada más lejos de la realidad.

Una última bola para ampliar la ventaja

Porque a pesar de sumar un gol más de colchón, la reacción de Vicent Nogués desde el banquillo con un tiempo muerto mantuvo con vida a la escuadra levantina. Con todo, el Ángel Ximénez supo moverse bien con rentas entre los dos y los tres goles, disfrutando de la última bola para haber estirado su ventaja a los cuatro tantos, pero apareció Bruixola para dejar todo abierto para la vuelta.

En las otras tres eliminatorias, el Benidorm dio un paso de gigante ante el Agustinos Alicante (30-23) dejando claro quién es el equipo de superior categoría, algo que no pudo hacer el Teucro en su visita a Torrelavega, ya que el cuadro cántabro tomó una ligera ventaja (24-22). En el duelo estrella entre los dos equipos de la Liga Asobal, el Valladolid y el Bidasoa lo dejaron todo abierto para la vuelta con un empate a 28.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios