Gimnasia rítmica

La rítmica cordobesa luce sus cualidades en el Andaluz Promesas

  • A los éxitos del Decorséneca, el Séneca y el Apademar se suma el concurso de Liceo y Estilo-Cor

Delegación del Decorséneca presente en el Andaluz Promesas. Delegación del Decorséneca presente en el Andaluz Promesas.

Delegación del Decorséneca presente en el Andaluz Promesas. / El Día

El Campeonato de Andalucía Promesas celebrado el pasado fin de semana en el pabellón Elena Benítez de San Pedro de Alcántara (Marbella) permitió una vez más a la gimnasia rítmica de la provincia lucir sus cualidades. El Decorséneca, el Séneca y el Apademar fueron los representantes cordobeses más destacados, con un botín total de cuatro medallas, dos de oro y dos de plata, en un certamen que también pudo disfrutar de las actuaciones del Liceo y el Estilo-Cor.

El botín del Decorséneca lo inauguró su conjunto infantil, formado por Daniela Castaño, Aura de la Mata, Vanesa Luna, Carolina Rodríguez y María Serrano, que realizó un impecable ejercicio que le sirvió para proclamarse campeón de Andalucía y obtener el oro en la categoría Infantil C. Un escalón por debajo se situó el conjunto sénior A (Iria Almendros, Nuria Ariza, Laura Castro, Natalia Lope y Rosario Pastor) que repitió el subcampeonato del año anterior con un ejercicio lleno de compenetración y energía.

Fuera del podio, en la cuarta posición, se situó el último equipo dirigido por Belén Moraño y María José Montes, el sénior B. El montaje realizado por Nerea Domenech, Victoria Gómez, Paula González, Cristina Luque, Laura Navajas y Abril Ruiz, lleno de fuerza y carácter, estuvo a un paso de las medallas en una modalidad muy reñida. Precisamente, el campeón en esta misma categoría fue otro representante cordobés, el Apademar, se apunto la general de la categoría con una actuación más que destacable.

También alcanzó los puestos de honor el Séneca, que participó con dos de sus equipos. El mini dejó sobre el tapiz una bonita coreografía de manos libres realizada con gracia, expresividad y muy bien coordinada que le valió una plata que fue recibida con enorme alegría. Menos suerte tuvo el conjunto infantil C, al que algunas imprecisiones en su ejercicio de cinco pelotas terminó por alejarlo de los mejores.

Equipo mini del Séneca, en el podio tras conseguir la medalla de plata. Equipo mini del Séneca, en el podio tras conseguir la medalla de plata.

Equipo mini del Séneca, en el podio tras conseguir la medalla de plata. / El Día

Otro de los referentes de la rítmica en la capital, el Liceo, acudió con una nutrida representación, aunque no pudo obtener presea alguna. El recién estrenado infantil C rozó el podio con un cuarto puesto gracias a una simpática coreografía al ritmo de Grease, mientras que algo más lejos de los puestos de honor se quedaron el conjunto infantil B, que acusó los nervios de la competición, o las cenicientas del alevín B, que defendieron con elegancia su montaje.

El alevín C, con su música de Ballerina, ejecutó un magnífico ejercicio lleno de alegría; mientras que el conjunto benjamín, con las más pequeñas del grupo, mostró toda su garra defendiendo una gran coreografía. Por último, el conjunto sénior tiró de actitud para llevar al tapiz todo el esfuerzo del trabajo realizado durante los últimos meses.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios