Fútbol Sala | Copa del Rey

El Córdoba Futsal sale goleado de Mengíbar y dice adiós a la Copa (5-0)

  • Los blanquiverdes, que notaron mucho las ausencias, decepcionan ante un rival de Segunda División

Ricardo Mayor circula el balón ante la intensa defensa del Mengíbar. Ricardo Mayor circula el balón ante la intensa defensa del Mengíbar.

Ricardo Mayor circula el balón ante la intensa defensa del Mengíbar. / Software Delsol Mengíbar

El Córdoba Futsal se despidió de la Copa del Rey a las primeras de cambio y lo hizo de una manera bastante dolorosa e inadecuada para la imagen del club. Si bien es cierto que la competición copera no es ni mucho menos la prioridad y que el calendario de esta temporada para los equipos de Primera División es absolutamente infernal, la forma de perder ante el Mengíbar -un equipo de Segunda División- no deja ninguna lectura positiva para los hombres de Josan González. El conjunto blanquiverde pagó en exceso las ausencias, fruto de las rotaciones por las que apostó su técnico, y dejó la sensación de falta de fondo de armario, quizás lo más preocupante teniendo en cuenta la exigencia de la liga.

El resultado de todo ello fue una goleada en un partido en el que el Córdoba Patrimonio nunca estuvo metido por intensidad, frente a un Mengíbar con muchas más ganas de avanzar en la Copa que aprovechó el factor pista y la mayor seriedad con la que se tomó el choque para decantarlo a su favor desde los primeros compases. Con concentración y sacrificio defensivo, los jiennenses castigaron una y otra vez los fallos del conjunto cordobés para acabar dándose el gustazo de endosar cinco goles a todo un equipo de élite.

Los derroteros por los que iba a moverse el partido quedaron claros a los dos minutos de juego. Es el tiempo que tardó el Mengíbar en adelantarse en el marcador, gracias a la fe de Ezequiel en la presión a Boyos, que generó un rechazo que cogió portería y se coló sin que Víctor pudiera recuperar su posición bajo palos para evitarlo.

Shimizu trató de meter a los suyos en el choque con un par de disparos lejanos bien desviados por Marco, que empezó su recital bajo palos muy ponto. Pese a esas ocasiones aisladas, al Córdoba Futsal le costaba un mundo circular el balón debido a la asfixiante presión de su rival. Con todo, en el ecuador del primer acto, Boyos pudo enmendar su error inicial pero se topó con Marco, que desvió el zurdazo del menciano.

La única buena noticia en el Córdoba Patrimonio fue la actuación de Joaqui, dispuesto a aprovechar su mayor protagonismo en pista. El joven ala cordobés asistió a Koseky en el minuto 12 y el prieguense se topó con Marco, pero en el rechazo un jugador del Mengíbar tocó con la mano dentro del área y la pareja arbitral señaló el claro penalti. Manu Leal cogió la responsabilidad y se encontró con el meta local, en otra demostración de que el partido no estaba para los cordobeses.

Antes del descanso, Boyos pudo igualar con un chutazo que se estrelló en la cruceta al saque de un libre directo, pero lo que acabó por llegar fue el segundo gol visitante. Marco sacó un balón en largo y Dani Colorado le ganó la posición a un tibio Cordero para batir a Víctor con una vaselina ajustada. Al descanso, las sensaciones eran demasiado negativas.

Pedro da un pase con Ezequiel encimándolo en la presión. Pedro da un pase con Ezequiel encimándolo en la presión.

Pedro da un pase con Ezequiel encimándolo en la presión. / Software Delsol Mengíbar

Y lo peor estaba aún por llegar, pese a que el Córdoba Futsal pareció comparecer con ganas en el segundo tiempo. Los de Josan agobiaron a su rival, pero se toparon con Marco en hasta tres intentos consecutivos. El Mengíbar aguantó el tirón y en su primera contra encontró la fortuna de cara, cuando Koseky trabó a Pablo en el área de Víctor y propició un penalti que convirtió Aitor. Para colmo de males, en la siguiente jugada, un fallo en cadena de Víctor y Koseky dejó el balón franco a Colacha, que abrió más la herida.

Para entonces, el Córdoba Futsal había dimitido ya del partido. Apenas una ocasión más tuvieron los blanquiverde, en un recorte de Zequi a Marco que se le marchó por línea de fondo antes de poder rematar. El técnico blanquiverde decidió entonces aprovechar los últimos cinco minutos para probar jugadas de estrategia en el juego de cinco y metió en la pista a Saura y Jesulito, inéditos hasta ese momento. Pero ni así varió la tónica del encuentro, pues el Mengíbar supo defenderse bien y apenas concedió un remate claro a Boyos, que volvió a encontrar la respuesta de un sensacional Marco.

Ya en los últimos compases, un rechazo en el ataque del equipo cordobés lo aprovechó Dani Colorado para cerrar la manita con la que el Córdoba Futsal se volvió para casa, diciendo por segundo año consecutivo adiós a la Copa en Mengíbar.

Ficha técnica

5 - Mengíbar: Marco; Tortu, Aitor, Dani Colorado y Ezequiel -cinco inicial- Flores, Victor Montes, Ureña, Colacha, Carlos Puerma, Yeray Valiente, Miguelao, Oriola y Pablo.

0 - Córdoba Futsal: Víctor; Pablo del Moral, Boyos, Manu Leal y Shimizu -cinco inicial- Jesulito, Koseky, Pedro, Zequi, Ricardo Mayor, Joaqui, Saura, Cordero y Prieto.

Goles: 1-0 (2') Víctor Montes. 2-0 (20') Dani Colorado. 3-0 (25') Aitor. 4-0 (26') Colacha. 5-0 (39') Dani Colorado.

Árbitros: Barrilero Mohedano y Bustos Caparrós (comité andaluz). Amonestaron al local Víctor Montes y al visitante Shimizu.

Incidencias: Encuentro correspondiente a la cuarta eliminatoria de la Copa del Rey de fútbol sala, disputado en el Sebastián Moya Lorca de Mengíbar a puerta cerrada.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios