EL DÍA DE CÓRDOBA En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Córdoba CF

El Córdoba CF ya sabe sus cuentas para alargar la agonía

  • Los blanquiverdes podrían descender el próximo fin de semana ante Las Palmas incluso ganando

  • Numancia, Rayo y Lugo son los primeros rivales a mirar; Tenerife y Zaragoza, en segundo plano

Rafa Navarro mira la libreta junto a Gaspar Gálvez y Carrillo, antes de un entrenamiento. Rafa Navarro mira la libreta junto a Gaspar Gálvez y Carrillo, antes de un entrenamiento.

Rafa Navarro mira la libreta junto a Gaspar Gálvez y Carrillo, antes de un entrenamiento. / Juan Ayala

El Córdoba CF puede ser el próximo fin de semana equipo de Segunda B. Aunque virtualmente lleva ya fuera de juego varias semanas –desde la goleada del Lugo en El Arcángel–, las dichosas matemáticas todavía no han confirmado lo que las sensaciones y la actitud del grupo llevan demandando mucho tiempo. Pero tras la victoria ante el Reus que ha dejado la permanencia a 11 puntos, con solo 15 en juego, el triste desenlace se divisa ya en el horizonte, con un primer match ball a salvar en un escenario mítico para el cordobesismo desde aquel rocambolesco ascenso de junio de 2015.

La única combinación que permitiría a los blanquiverdes alargar su agonía en el fútbol profesional, y ni siquiera al cien por cien, es ganar el domingo (20:00) en el Estadio de Gran Canaria a Las Palmas, que tras su revés en el derbi insular con el Tenerife aún tiene que refrendar su salvación. Un triunfo en las islas quedaría en nada siempre y cuando ganen todos sus rivales directos, que ahora mismo se reducen a cinco, una ecuación cuanto menos difícil teniendo en cuenta el rendimiento de todos los habitantes de la zona baja de la tabla este curso.

Con el Extremadura fuera de distancia (15 puntos, pero el average favorable) después de sumar su quinta victoria consecutiva en Tarragona y el Nàstic, por lo tanto, virtualmente descendido, el CCF solo tiene que mirar lo que hagan desde ahora el Zaragoza, el Tenerife, el Rayo Majadahonda, el Numancia y el Lugo. Si todos puntúan, en mayor o menor medida, lo que los de Rafa Navarro sean capaces de hacer en Las Palmas podría quedar reducido a un segundo plano.

Pero con independencia de qué sucedería si todos los demás vencen, lo que debe hacer el Córdoba es salir a ganar para tratar de continuar al menos una semana más siendo club de LaLiga 1|2|3, de la que se despedirá más pronto que tarde. Porque todo lo que no sea sumar los tres puntos, puede significar decir adiós con cuatro jornadas de antelación a la división de plata. Si no de manera matemática, sí al menos virtual.

Los once puntos de colchón que tienen el Numancia y el Rayo Majadahonda se convertirán en 14 a lo largo del torneo, pues ambos aún tienen pendiente su partido ante el Reus y ese +3 que este fin de semana ha permitido cortar al cuadro cordobesista una serie de cuatro partidos sin ganar.

El +3 del Reus, un comodín para algunos

Aunque sin necesidad de esperar a ese trámite, el descenso del CCF puede ser realidad el domingo, sobre todo si cae ante Las Palmas, que se juega muchísimo más en el envite. De ser derrotado, la combinación que haría saltar por los aires la calculadora que aún hay quien pasea por El Arcángel sería bastante simple: que el Numancia sume en Los Pajaritos ante el Alcorcón y que el Rayo se imponga al Albacete en el Cerro del Espino. Ahí ya no habría que mirar a ningún otro sitio, como también si no se produce alguno de esos dos supuestos y el Lugo, ahora en zona de descenso, gana en Gijón.

Sí habría que tirar algo más de matemáticas si el resultado que se da entre amarillos y blanquiverdes es un empate. Ese caso obligaría a mirar también al Tenerife, que tendría que puntuar la noche del viernes en Granada. Porque sin entrar a valorar aún las posibilidades de empates múltiples, el caso es que el CCF tiene ganado el average particular al equipo que dirige José Luis Oltra.

De todas formas, lo que sí parece claro es que tras el triunfo federativo ante el Reus, el Córdoba ya ha entrado en la cuenta atrás para certificar su descenso a Segunda B tras doce temporadas en el fútbol profesional, once en la categoría de plata y una, efímera, en la élite.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios