El banquillo del Córdoba CF: una prioridad, alternativas y la dificultad de los tiempos

Córdoba CF

El club mantiene a José Juan Romero como prioridad pero se cubre las espaldas ante la parálisis que marca Infinity y ha contactado con Juan Carlos Carcedo

Javi Moreno, que ha mostrado su deseo de regresar al club, pide 15 días al Tarazona para estudiar su futuro

Javi Moreno: "Me encantaría entrenar al Córdoba CF"

Juanito, director deportivo del Córdoba CF, en la Zona VIP de El Arcángel.
Juanito, director deportivo del Córdoba CF, en la Zona VIP de El Arcángel. / Miguel Ángel Salas

El nombre del nuevo inquilino del banquillo del Córdoba CF sigue siendo una de las principales incógnitas a resolver por un club que, por más que trabaja en la sombra, no termina de concretar las operaciones que deben suponer los primeros pasos del nuevo proyecto. Lastrados por la desesperante parálisis impuesta por los propietarios, los responsables directivos y deportivos del Córdoba se afanan en avanzar en un aspecto clave como es la figura del entrenador, con una clara prioridad, nuevas alternativas y esa dificultad añadida de tener que manejar los tiempos en base a lo que marca la propiedad.

En cuanto a la prioridad, el Córdoba CF sigue manteniendo a José Juan Romero como el candidato número uno a coger las riendas del equipo. El nombre del técnico de Gerena ha estado sobre la mesa desde que finalizó el curso, gracias a la hombrada que logró con el Ceuta, firmando números de escándalo para consolidar al conjunto norteafricano en la Primera Federación.

El club manejaba dos perfiles prioritarios como Alberto González y José Juan Romero, pues es costumbre de Infinity la petición de alternativas a la dirección deportiva a la hora de tomar decisiones de calado en el proyecto deportivo. Algo similar sucedió hace dos temporadas, cuando el club se debatía entre renovar a Germán Crespo o apostar por el hasta hace poco también pretendido Alberto González. En aquella ocasión, en base a los informes recabados y el coste que suponía cada uno, desde Bahréin se apostó por la consolidación del granadino en el primer equipo.

En este verano, Alberto González ha vuelto a quedar fuera de la ecuación por esa parálisis que reina en el club y que lastra el trabajo de los responsables deportivos. El malagueño prefirió asegurar su contrato en el Betis Deportivo, que ya hace días que oficializó su llegada, a esperar a un Córdoba que ya le cerró la puerta en el último momento hace dos cursos.

José Juan Romero, en un partido con el Ceuta.
José Juan Romero, en un partido con el Ceuta. / Erasmo Fenoy

Una situación que deja a José Juan Romero como la principal alternativa que maneja el director deportivo, Juan Gutiérrez Juanito. El sevillano es la prioridad del Córdoba y, entre las ofertas que maneja, el técnico también da preferencia a recalar en el banquillo de El Arcángel, mostrando además un temple y una paciencia que habrá que ver hasta cuándo puede mantener. Es por eso que hace unos días comunicó al Ceuta que no podía dar una respuesta definitiva a su propuesta de renovación, a la espera de que el CCF acelere las operaciones.

El problema en este caso es que los tiempos siguen dilatándose, hasta el punto de que en el Córdoba CF nadie sabe a ciencia cierta en qué momento se podrá desatascar la planificación deportiva. En ese sentido, esta semana parecía propicia para ello, pero desde el club ya dan prácticamente por descartado que antes del próximo lunes pueda haber novedades reseñables que cobren oficialidad. Y eso, a la vez que incrementa las dudas, permite a los demás pretendientes de Romero ganar terreno. El claro ejemplo es el del Real Murcia, club que ha acercado posturas en la última semana con el entorno del entrenador de Gerena, por más que el propio José Juan Romero tratase de desmentir esas informaciones de manera pública.

Carcedo, una alternativa

Conscientes de que, al igual que sucedió con Alberto González, los tiempos pueden dar al traste con el intento de incorporar a José Juan Romero, el Córdoba se mueve también para manejar alguna alternativa que le permita, por un lado, cubrirse las espaldas y, por el otro, contar con algún perfil más que presentar a la propiedad.

El progreso del Eldense en las eliminatorias de ascenso a Segunda División dificulta el acceso a Fernando Estévez, uno de los entrenadores que más gustaban en el club. Y ante ese escenario, Juan Carlos Carcedo aparece como una alternativa factible. Su nombre lo puso sobre la mesa el especialista en el mercado de fichajes, Ángel García y, según ha podido saber el Día, Carcedo tuvo una toma de contacto la pasada semana con los responsables del Córdoba. De momento, ahí quedó el asunto, pero su perfil ya se maneja en el club como una opción real.

Juan Carlos Carcedo, en su etapa en el Ibiza.
Juan Carlos Carcedo, en su etapa en el Ibiza. / Sergio G. Cañizares

El riojano, que de la mano de Unai Emery ha pasado por clubes de élite como el Valencia, el Spartak de Moscú, el Sevilla, el PSG o el Arsenal, hace unos años que decidió buscar su futuro como entrenador principal. Hace dos temporadas asumió el mando del Ibiza, logrando el ascenso a Segunda División y siendo destituido mediado el siguiente curso. En esta recién finalizada campaña, entrenó al Zaragoza en las primeras 15 jornadas de liga. Experiencia al más alto nivel y conocimiento de la Primera Federación (más concretamente de la antigua Segunda B) y la Segunda División, por tanto, no le faltan.

El deseo de Javi Moreno

Y en ese escenario, un nombre que seduce a un sector importante del cordobesismo es el de Javi Moreno. El valenciano acaba de ascender con el modesto Tarazona a Primera Federación, lo que ha revalorizado su perfil. El que fuera jugador del Córdoba CF ya ha mostrado por activa y por pasiva su deseo de entrenar al CCF, hasta el punto de reconocer que si recibe una llamada del club, volvería andando a la ciudad.

Ese contacto aún no se ha producido, pero lo cierto es que Javi Moreno mantiene esperanzas de poder dar un salto importante en su trayectoria en los banquillos. Es por eso que, según ha podido saber el Día, el técnico ha pedido al Tarazona 15 días de margen para abordar su posible renovación. Un compás de espera en el que sin duda alguna recibirá ofertas atractivas tras su buena temporada pero que también le servirá para apurar las opciones que pueda tener de cumplir ese deseo irrefrenable de volver a El Arcángel.

Lo último

stats