Córdoba CF

De las Cuevas, el inesperado pichichi blanquiverde

  • El tanto ante el Elche le valió al alicantino para situarse como el máximo goleador del Córdoba

De las Cuevas celebra su gol ante el Elche junto a Javi Galán. De las Cuevas celebra su gol ante el Elche junto a Javi Galán.

De las Cuevas celebra su gol ante el Elche junto a Javi Galán. / Álex Gallegos

Entre tanta duda y malas noticias en el Córdoba, Miguel de las Cuevas es la nota positiva de esta primera parte de la temporada. El veterano jugador alicantino, que llegó al club en las últimas horas del mercado estival, se ha convertido en apenas unos meses en uno de los líderes del equipo sobre el césped y en las últimas cinco citas ha explotado en la faceta goleadora, hasta convertirse en el pichichi blanquiverde en la liga con cuatro goles.

El fichaje de De las Cuevas por el Córdoba vino de la mano de Alfredo García Amado, el director general del club, que lo recomendó a su llegada. El extremo alicantino se había quedado sin equipo tras cumplir su contrato con Osasuna y al final del mercado de verano se encontraba en una situación complicada. Entrenando por su cuenta, el veterano futbolista parecía haber perdido el cartel que siempre tuvo en la categoría, pero García Amado tenía claro lo que podía aportar, más en una situación como la que se avecinaba para el CCF.

A Miguel de las Cuevas le costó encontrarse, pues tuvo ponerse al nivel físico del grupo después de unos meses trabajando en solitario. Pero en cuanto el fuelle le ha empezado a responder, su calidad no ha tardado en aparecer. Lo que no se esperaba cuando el alicantino llegó a El Arcángel, ni él mismo como reconoció recientemente en una entrevista concedida a el Día, era su efectividad de cara a gol.

Y es que De las Cuevas es ya el máximo goleador del Córdoba en liga. La diana anotada ante el Elche supone la cuarta del alicantino en la competición doméstica, cantidad de goles que ha llegado de manera íntegra en los últimos cinco encuentros de su equipo. Esos goles han sido indispensables en los últimos cuatro puntos sumados por su equipo. Ante el Elche, el extremo rescató un punto en el tramo final, y en la victoria ante el Extremadura abrió el marcador. Menos incidencia tuvieron la dianas anotadas en las derrotas ante el Cádiz en El Arcángel y en la visita a Lugo.

Esos cuatro goles colocan a De las Cuevas como el pichichi blanquiverde por delante de Piovaccari y Sasa Jovanovic, ambos con tres goles.

Camino de batir su registro personal

Y es que la explosión goleadora del jugador blanquiverde tiene pocos precedentes en su extensa trayectoria futbolística, pues ya es su tercer mejor registro de siempre, cuando solo ha jugado diez partido del presente curso. El tope goleador del extremo alicantino son los ocho goles que logró en la temporada 2009-10, cuando militaba con el Sporting de Gijón en Primera División. En aquel entonces, el ahora jugador del Córdoba necesitó de 37 partidos para alcanzar esos guarismos. Un año después, en la temporada 2010-11, también con el cuadro asturiano y en en la élite, De las Cuevas anotó seis goles, jugando otros 37 partidos durante aquel curso.

En la categoría de plata, el mejor registro de Miguel de las Cuevas son los cuatro goles anotados con Osasuna en la campaña 2014-15, campaña en la que disputó un total de 20 partidos. Ahora, en la mitad de tiempo, el alicantino ha alcanzado esa cifra, lo que invita a pensar que puede ser el curso en el que bata su mejor registro goleador. Un objetivo que a buen seguro ayudaría al Córdoba en una temporada en la que los blanquiverdes están llamados a sufrir hasta el final.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios