Medio Ambiente

El mosquito tigre vuelve a Córdoba, ahora en Mirabueno

  • Sadeco visita todas las viviendas de 13 zonas del distrito Norte Sierra

Ejemplar de un mosquito tigre. Ejemplar de un mosquito tigre.

Ejemplar de un mosquito tigre. / El Día

Fue en octubre del año pasado cuando Sadeco detectó la presencia del mosquito tigre en Córdoba, que se caracteriza por medir entre 2 y 10 milímetros, y presentar líneas blancas en la cabeza, cuerpo y, sobre todo, patas. Ahora, este insecto ha llegado a la zona de Mirabueno y han sido los vecinos los que han avisado al Ayuntamiento para dar la voz de alerta de su presencia.

El Ayuntamiento ha informado de que la empresa municipal Sadeco, a través de su Servicio de Control de Plagas y de Educativo, junto con la Universidad de Córdoba, continua con su protocolo de actuaciones para la prevención, detección y erradicación del mosquito tigre, un mosquito doméstico cuyo hábitat de reproducción y vida se limita al interior de recintos privados, no siendo posible el tratamiento ni el control de esta especie en los ríos o humedales, donde no se reproducen.

Así, el servicio ha visitado ya todas las viviendas de 13 zonas del Distrito Norte Sierra, de donde han llegado todos los avisos: El Patriarca, El Tablero, El Cámping, zona de La Asomadilla y zonas del Brillante, mientras que está previsto comenzar también con la zona de Mirabueno, "de donde se están empezando a recibir las llamadas de aviso de los vecinos", según la misma información.

El protocolo de Sadeco

El protocolo de actuación de Sadeco consiste en dos fases. La primera se centra en la recogida de avisos y atención personalizada, avisos que atienden personal de Sadeco y de la Universidad de Córdoba, en el marco del convenio suscrito entre ambas entidades para el control de los dípteros hematófagos en el término municipal. La atención consiste en la visita a cada domicilio afectado, localización de los focos de cría e indicaciones sobre cómo eliminarlos.

La segunda fase, por su parte, incluye el desarrollo de una estrategia de comunicación a través del Servicio Educativo de Sadeco, que recorre la zona afectada informando, con carácter preventivo, cómo reconocer al mosquito tigre y qué medidas tomar para evitar su reproducción.

El Ayuntamiento ha indicado que esta acción educativa da "magníficos resultados si los vecinos adoptan las medidas adecuadas". De hecho, en llamadas posteriores solicitando la intervención del Servicio de Control de Plagas, se observa que la presencia de mosquitos en determinadas casas se limita al vuelo de algunos adultos que no encuentran lugar donde poner sus huevos.

Por ello, Sadeco ha hecho hincapié en que, sin embargo, cuando las medidas preventivas no se aplican se encuentran abundancia de larvas, pupas y adultos, picaduras, entre otros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios