Tribunales

La viuda y el hermano del varón apuñalado en Las Moreras dicen que no hubo riña con el acusado

  • Uno de los testigos dice que el proceso no estaba solo, sino en compañía de otro hombre

Juicio contra el acusado del crimen de Las Moreras. Juicio contra el acusado del crimen de Las Moreras.

Juicio contra el acusado del crimen de Las Moreras. / Juan Ayala

La viuda y el hermano del varón de unos 59 años que fue apuñalado en septiembre de 2017 por un hombre que es acusado por este hecho ocurrido en la plaza Patio La Voz del Pueblo del barrio de Las Moreras de Córdoba han declarado ante el jurado que en el momento de la puñalada no hubo una riña previa entre ambos.

En el juicio que continuará este miércoles en la Sección Segunda de la Audiencia Provincial, la mujer de la víctima ha detallado que su marido no le dijo que hubiera tenido un enfrentamiento antes de los hechos con el procesado y que observó desde su casa que se encontraba en el patio hablando con un varón y un joven en actitud "tranquila" y no vio "nada anómalo". Unos segundos después, miró de nuevo por la ventana y vio a su marido "tendido en el suelo" y a "dos personas que salían corriendo".

Además, ha indicado que entró "en shock" y tardó en bajar al patio", al tiempo que no vio a su cuñado, ni su sobrino, y ha aclarado que su marido no llevaba bastón. También, ha comentado que estaba "nervioso" porque había dejado de fumar y llevaba "dos meses sin consumir nada".

Por su parte, un hermano del fallecido, testigo de los hechos, ha relatado que le llamaron para decirle que su hermano "había discutido con una persona" en el citado patio, pero no sabía el motivo. Llegó al patio y se encontró con él, que no quería subir a su casa porque le dijo que "iban a venir", pero no le dio explicaciones.

Así, se presentaron los dos varones y el acusado, que llegó diciendo "paz" varias veces, sacó el cuchillo, dio una puñalada y salió corriendo, junto al otro, sin "pelea, ni enfrentamiento", según su relato, en el que ha agregado que no vio exactamente cómo le dio la puñalada, precisando que no sabe de dónde sacó el arma y que se encontraba a unos metros.

Tras ello, ha señalado que la víctima quiso correr detrás del procesado, pero se cayó al suelo, mientras que él fue a socorrerlo, sin perseguir a los otros, según ha expuesto, a la vez que ha manifestado que los dos hombres llegaron juntos, que el hijo no llevaba arma, que no los conoce, ni su hermano le habló de ellos y que, a su juicio, "llevaban intención de hacer algo". También, ha precisado que en ese patio y en el bloque junto al que sucedieron los hechos "no se vende droga".

Los sobrinos del fallecido han declarado que fueron a llevarle medicinas a su tío y al llegar al patio escucharon gritos de su tío, el testigo, pidiendo un coche y ayudando a su hermano tirado en el suelo, al tiempo que dos personas salían corriendo por otro extremo del patio, según el testimonio de ellos, en el que han apuntado que no vieron la puñalada. Uno de ellos ha negado que su tío le dijera que hubiera que arreglar un problema familiar.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios