EL DÍA DE CÓRDOBA En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Córdoba

Coronavirus en Córdoba: Los casos activos se reducen a la mitad durante la fase 1

Dos personas cruzan, separados, un paso de cebra de una de las calles de la capital. Dos personas cruzan, separados, un paso de cebra de una de las calles de la capital.

Dos personas cruzan, separados, un paso de cebra de una de las calles de la capital. / Salas / Efe

Mucho se ha hablado sobre las consecuencias que podría traer el desconfinamiento en las cifras que vienen acompañando al coronavirus desde que estalló la epidemia. Pues bien, a punto de entrar en la fase 2, que este lunes será realidad para el 46% del territorio español, no se puede decir que la desescalada haya tenido efectos negativos. Al menos en lo que a Córdoba se refiere. Porque en las dos semanas que ha durado la fase 1, la provincia no solo no ha empeorado sus registros, sino que los ha mejorado notablemente.

Córdoba llegó al 10 de mayo con 342 casos activos. Era ya una fase de relativo control de la pandemia que se ha acentuado en estas dos semanas. Porque el aumento de la cifra de curados no ha cesado, contrarrestando así algún que otro repunte de los contagios y, el que es mucho peor, el de los fallecimientos, que en la última semana prácticamente han sumado los mismos que en los quince días previos.

De esta manera, la provincia entrará en la fase 2, ya con menores restricciones, con apenas 184 personas con capacidad de contagiar a otras. Esto supone que durante la fase 1, los casos activos se han reducido casi en la mitad (un 47,2% para ser exactos), a pesar de que los contactos físicos entre personas han aumentado con la posibilidad de ir a bares y restaurantes, o convocar reuniones familiares, siempre dentro de la demarcación.

A pesar del caos en la información que facilita diariamente la Consejería de Salud y Familias, contando tanto los positivos por PCR como por test serológico, Córdoba ha sufrido desde el inicio de la pandemia un total de 1.741 contagios (1.341 por los primeros y 400 por los segundos). Ninguno de ellos en la última jornada, haciendo bueno aquello de que los domingos suelen ser días de números bajos, por los efectos del fin de semana.

Esa cifra queda contrarrestada de manera notable por los 1.443 pacientes que ya han recibido el alta y han dejado atrás el virus SARS-CoV-2. Pero también por las 114 víctimas que el coronavirus se ha cobrado en la provincia, después de sumar hasta nueve en los últimos siete días. El mejor dato hasta la fecha se ha dado este sábado, cuando a pesar del reajuste en las cifras, los casos curados bajaron hasta los 174.

Con todo, el principal aspecto positivo con el que Córdoba entra en la fase 2 de la desescalada es que apenas una de cada diez personas que ha tenido el virus lo mantiene activo. Sin duda, un buen dato junto a la reducción que, como única novedad, dejó la última notificación de la Junta de Andalucía en cuanto a las hospitalizaciones que se mantienen activas, y que ahora mismo son 22, diez de ellas en las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI).

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios