Laboral

Bomberos de Córdoba denuncian el estado del parque de la avenida de los Custodios

Estado en el que se encuentra una de las dependencias. Estado en el que se encuentra una de las dependencias.

Estado en el que se encuentra una de las dependencias.

Las denuncias de los integrantes del Servicio de Extinción de Incendios y Salvamento (SEIS) de Córdoba son constantes dadas las carencias que, desde hace años, sufre el cuerpo de bomberos de la capital. En marzo de este mismo año, el Sindicato Andaluz de Bomberos denunciaba que las obras destinadas a mejorar la planta baja del parque de avenida de los Custodios habían dejado al descubierto roedores y cucarachas, y ahora los reproches vienen a raíz de la paralización de dichas obras.

Según ha expuesto a el Día uno de los bomberos que trabaja en el parque, ahora mismo trabajan "como si fuéramos animales" dado el estado en el que se encuentra este espacio tras la paralización de los trabajos.

Dichas obras arrancaron a principios de año para intentar solventar algunos problemas localizados en la planta baja del edificio, la más amplia y en la que suelen pasar el tiempo los bomberos. Un problema en las tuberías provocó la intervención del Ayuntamiento que inició las obras con el objetivo de permitir que el agua de los desagües llegara al alcantarillado de la calle, lo que provocó que hubiera que levantar el suelo y que se creara un gran socavón dentro de una acera que está dentro del parque.

Estado de una de las dependencias. Estado de una de las dependencias.

Estado de una de las dependencias.

Según ha explicado este trabajador, esas obras solucionaron el problema principal, pero cuando llegó el confinamiento se paralizó todo de tal manera que ahora mismo las condiciones del parque no son las más adecuadas para llevar a cabo su labor. Hay techos abiertos, suelos levantados, paredes sin cubrir... lo que supone además que la calefacción no haga ningún tipo de efecto.

También entra en juego el hecho de que los espacios que sí pueden ser utilizados no permitan cumplir las medidas de seguridad interpuestas para frenar el avance del covid-19, especialmente la distancia de seguridad, a pesar de que los bomberos estén con mascarillas prácticamente todo el tiempo.

Tal y como denunció en su día el Sindicato Andaluz de Bomberos, las obras ya dejaron a la luz varios focos por los que podrían colarse roedores y cucarachas, lo que suponía una gran falta de higiene en este espacio laboral. Sin embargo, las carencias no acababan aquí.

Hasta que la sala de teléfonos pasó a la primera planta (antes estaba abajo), este parque se quedó sin sistema de transmisiones en su propia base e incluso llegaron a estar varios sin luz, por lo que los trabajadores entendieron que las obras no estaban bien planteadas desde un primer momento.

Según ha manifestado uno de los trabajadores afectados, se ha transmitido este problema al Ayuntamiento que les ha respondido con que hace falta una partida presupuestaria.

Más problemas

Pero los problemas estructurales que sufre el parque de la avenida de los Custodios no son los únicos que padecen los bomberos. Junto con la Policía Local, ya han exigido al gobierno municipal de José María Bellido que se les abone ese 0,3% acordado de subida y que tan solo han percibido durante cuatro meses (dos de 2019 y dos de este año).

Para mostrar su malestar, bomberos y policías protagonizaron una sonora pitada a las puertas del Ayuntamiento cuando se celebraba en su interior el Pleno municipal de octubre y ya han anunciado que volverán a concentrarse, esta vez el día que se celebra el acto del patrón de la Policía Local.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios