ÚLTIMA HORA Irán lanza un ataque contra Israel con "docenas de drones"

Cooperación

El trabajo de los bomberos de Córdoba en Turquía: en el epicentro, a 20 grados bajo cero y descansando tres horas

Los bomberos cordobeses, con el contingente español de Bomberos Unidos Sin Fronteras.

Los bomberos cordobeses, con el contingente español de Bomberos Unidos Sin Fronteras.

Los tres efectivos del Consorcio Provincial de Bomberos de Córdoba que se han desplazado a Turquía con dos perros están trabajando de forma intensa, casi sin descanso, buscando supervivientes debajo de los escombros de los edificios derrumbados por el terremoto.

A 20 grados bajo cero por la noche y a tres bajo cero por el día, los cinco miembros del equipo cordobés llegaron en la madrugada del martes a la península de Anatolia y permanecerán allí diez u once días. En este tiempo, sobre todo en las tres o cuatro primeras jornadas, apenas hay descanso ya que la prioridad es encontrar vida debajo de las montañas de cascotes. Pasado este tiempo es difícil que una persona sobreviva, aunque, de forma excepcional, puede ocurrir.

Los bomberos cordobeses y sus perros están en Elbistan, el epicentro de la catástrofe. Allí han rescatado a una chica después de 12 horas de intenso trabajo a contrarreloj. Había dos jóvenes debajo de los escombros, pero una de ellas había muerto y la otra estaba muy débil. "Pensaron que la perdían", ha explicado el coordinador de Bomberos Unidos Sin Fronteras (BUSF) en Córdoba, Antonio García, este jueves.

"Buscamos personas con vida, rescatamos personas con vida, una vez que con los perros se descarta que haya supervivientes, entra a trabajar la maquinaria pesada", ha relatado García, que tiene una larga experiencia en catástrofes. Sin ir más lejos, él estuvo en el terremoto de Estambul de 1999 en el que hubo 22.000 muertos, según la cifra oficial.

"Nos estamos preparando para esto todo el año", ha indicado el coordinador de BUSF, que ha añadido que, además, "los perros de rescate hacen prácticas todas las semanas". También dan formación a países latinoamericanos sobre cómo actuar en caso de catástrofe.

Todo el contingente español, formado por 13 miembros, va junto explorando el terreno. "Es gente que se conoce" de otros sucesos y tiene "protocolos de trabajo", ha explicado García. Con ellos van cuatro perros, dos del equipo canino de Córdoba y otros dos de Huelva. Además, los guías caninos "no solo sueltan al perro, sino que son rescatistas", ha aclarado.

Cuando el grupo de BUSF -en el que también va personal sanitario- cumpla su cometido, será relevado por otro contingente por el cansancio físico y también psicológico que provoca esta labor de cooperación.

Los bomberos hacen esta labor solidaria con "mucho esfuerzo" y gracias al "apoyo de las familias" y también del Consorcio Provincial, que, por ejemplo, facilita los cambios de turno.

Ayuda para las víctimas del sismo

El Ayuntamiento de Córdoba va a destinar 30.000 euros a BUSF como ayuda urgente a las víctimas del terremoto de Turquía. Así lo ha anunciado la delegada de Cooperación, Isabel Albás, que ha recordado que la sociedad cordobesa siempre se ha caracterizado por su solidaridad.

Por su parte, Antonio García ha agradecido este apoyo económico, que es muy importante "no solo por la cantidad, sino porque vemos que va a ser muy necesario". El equipo que está sobre el terreno está valorando en qué se puede ayudar, como ropa de abrigo, montaje de campamentos o medicamentos, algo que se está haciendo a través del Ministerio de Exteriores turco y la Embajada.

Desde hace años, BUSF y el Ayuntamiento de Córdoba colaboran para la cooperación en diferentes catástrofes , como el terremoto de Ecuador, en Haití o en Perú por su situación por el covid.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios