Sanidad

Repullo señala la necesidad de fomentar las donaciones de sangre realizadas por jóvenes

  • Del total de transfusiones de la provincia, sólo el 20% son donaciones procedentes de la capital

Un donante durante la preparación del proceso. Un donante durante la preparación del proceso.

Un donante durante la preparación del proceso. / Juan Ayala

Durante su visita al Centro de Transfusión, Tejidos y Células, el delegado del Gobierno de la Junta, Antonio Repullo, ha destacado la posición que ocupa la provincia de Córdoba en cuanto a donaciones, ya que se trata de “la provincia andaluza con mayor índice de donaciones después de Granada”, con un registro de 120 donaciones diarias de media.

Aun así, Repullo ha hecho hincapié en la necesidad de mejorar en algunos aspectos, como son las donaciones realizadas por jóvenes, que ha descendido en este año, y para las que será necesario “mejorar las campañas de concienciación” que se realizan.

Al respecto, el delegado ha matizado que las aportaciones de la juventud “desciende en la misma proporción que su estrato poblacional”, aunque ha señalado que, en líneas generales, la Junta de Andalucía tiene como metas “incrementar el número de donantes fieles que acuden a las llamadas del centro de forma programada”, al igual que fomentar el número de donaciones en la capital, que según los datos actuales representa un 20% del total de la provincia.

En la visita también estuvo presente la delegada territorial de Salud y Familias, María Jesús Botella, que ha ofrecido datos que revelan que, en Córdoba, “en 2018 se atendieron 33.468 donantes que efectuaron 30.208 donaciones efectivas, siendo el índice de donación de la provincia de 38,4 por cada mil habitantes”. Botella ha asegurado que estos números se han alcanzado gracias a “la gran labor” de todos los profesionales implicados en los procesos de transfusión.

A su vez, la delegada ha recalcado que “fuera de la provincia cordobesa se enviaron 3.000 unidades de diferentes componentes”, lo que pone de manifiesto la capacidad del centro cordobés para cubrir las posibles necesidades que surgen en otros puntos de Andalucía, abasteciendo a otros hospitales con componentes “en momentos de dificultad”.

Sobre los donantes, Botella ha detalla que el “el 50% de los donantes cordobeses se encuentra entre los 41 y 60 años, de ahí la importancia de captar y fidelizar población joven”.

Por ello, ha vuelto a poner el foco en la importancia de la realización de “campañas destinadas a esta población (de entre 15 y 20 años) en institutos y facultades”. En concreto, ambos delegados han especificado que, a pesar de que los menores no pueden donar, estas iniciativas hacen que los padres puedan mostrar interés por la donación.

Además, han manifestado que el papel de la educación es muy importante, destacando las campañas que se realizan periódicamente en la Universidad de Córdoba.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios