Córdoba

Comienza la demolición del Pabellón de la Juventud

  • El Ayuntamiento cuenta con 48 días para realizar los trabajos, en los que además se concretará un plan de uso

Técnicos retiran la primera estatua. Técnicos retiran la primera estatua.

Técnicos retiran la primera estatua. / Juan Ayala

La demolición del Pabellón de la Juventud de la avenida Cádiz ya es una realidad. Las instalaciones, que llevan cerradas 18 años, serán derribadas en los próximos 48 días, según ha detallado el delegado de Deportes del Ayuntamiento de Córdoba, Manuel Torrejimeno, que ha especificado que el lugar probablemente "albergará otra instalación deportiva".

La intervención se ha iniciado con la retirada de las emblemáticas estatuas que coronaban el polideportivo, las cuales ha señalado que "serán custodiadas en las instalaciones del Instituto Municipal de Deportes (Imdeco)" y la planificación incluye volver a colocarlas en las instalaciones que se construyan.

El también presidente del Imdeco ha aclarado que para decidir qué se construirá tras llevar a cabo el derribo "nos reuniremos con todas las partes implicadas e intentaremos llegar a un acuerdo", ya que los vecinos piden la construcción de "una piscina, pero también es muy demandado un pabellón deportivo como el que había aquí, para 1.500 o 2.000 personas".

Sobre este asunto, Torrejimeno ha sido increpado por uno de los vecinos que han asistido a ver el inicio de las obras, puesto que ha asegurado que "ya estaba aprobada" una piscina con el polideportivo encima, y "ahora lo están cambiando". De hecho, ha afirmado que "no habéis hablado con el consejo de distrito", a lo que el delegado ha respondido que el proyecto está por definir y que será "lo mejor para Córdoba".

Mientras que los técnicos preparaban las estatuas para proceder a su retirada, muchos vecinos de la zona y otros transeúntes reaccionaban a la decisión del Ayuntamiento. Algunos se han sorprendido de que "después de 40 años lo quieren quitar ahora, no es comprensible que hayan tardado tanto si no nos daba nada". Otros, menos optimistas, han tachado la medida de electoralista porque consideran que "viene el político de turno para hacer campaña pero luego no vemos nada".

No obstante, la medida ha tenido buena acogida ya que significa que pueden mejorar los recursos de la zona. Los más mayores han apuntado que "igual que nosotros hemos jugado aquí y lo hemos visto funcionando, queremos que nuestros nietos puedan disfrutarlo". Muchos han insistido en la construcción de una piscina "en condiciones", pero el sentimiento general es que hace falta "algo útil, pero para nosotros, no para empresas que quieran cobrar".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios