25 N

Fepamic pone el foco en la vulnerabilidad de las mujeres discapacitadas ante la violencia de género

  • La federación ha celebrado un coloquio en el que se ha repasado la incidencia en este colectivo y los problemas que afrontan

Sara Rodríguez e Inmaculada Marín, durante el coloquio celebrado en Fepamic. Sara Rodríguez e Inmaculada Marín, durante el coloquio celebrado en Fepamic.

Sara Rodríguez e Inmaculada Marín, durante el coloquio celebrado en Fepamic. / El Día

La Federación Provincial de Asociaciones de Personas con Discapacidad Física y Orgánica de Córdoba (Fepamic) ha querido mostrar en el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer cómo afecta este problema a las mujeres con discapacidad. Lo han hecho a través de un coloquio conducido por Sara Rodríguez, presidenta de la federación, e Inmaculada Marín, subdirectora de la residencia para personas gravemente afectadas de Fepamic y vicepresidenta de la entidad.

La coordinadora de las Unidades de Asistencia Especializada a Mujeres con Discapacidad Víctimas de Violencia de Género creadas por Codisa Predif Andalucía, Nieves Galán, ha resaltado que es “necesario” poner en auge y dar visibilidad a las mujeres con discapacidad porque “actualmente son invisibles”. Galán en su intervención ha denunciado que "muchas de esas mujeres sufren violencia más extrema y durante más tiempo por su discapacidad".

Además, a nivel doméstico, el maltrato también se puede dar en el aspecto de los cuidados: no vestirlas bien, no darle la correcta medicación o privarlas de las comidas. Por eso, Galán no ha querido perder la oportunidad de visibilizar el maltrato psicológico que sufren estas mujeres, ya que "perjudica enormemente a la autoestima" y ha destacado que “estas mujeres necesitan de alguien y por tanto, hay una relación muy dependiente hacia la persona maltratadora”. 

Desde Codisa-Predif han puesto en marcha varios talleres enfocados a detectar los casos, igual que un programa de información personalizado para ponerle fin al maltrato que esté recibiendo una mujer con discapacidad.

Así mismo, los usuarios de las tres Unidades de Día (Lucena, Fernán Núñez y Córdoba capital) y de la residencia han planteado varias preguntas entre las que han destacado cómo se defienden o cómo lo detectan en mujeres con discapacidad que no lo pueden verbalizar . Como respuesta, la presidenta de Fepamic, a hilo de lo expuesto por Galán, ha expresado la necesidad de que los técnicos estén formados para poder detectar “esa sutileza que no se ve tan fácilmente”.

Además, otra de las preguntas ha incidido en si existe algún código para poder avisar y se ha aclarado que durante el confinamiento se podía decir “Mascarilla 19” en las farmacias para dar la alarma. 

Por otro lado, los usuarios también han querido explicar las actividades que han desarrollado esta semana con motivo de este día. A través de un mundo y un árbol con flores y lazos morados han expresado su disconformidad con esta problemática y han recalcado palabras que tienen el objetivo de acabar con estas situaciones como igualdad, respeto, cariño y ayuda.

Por último, se ha leído el manifiesto del Comité Español de Representantes de las Personas Con Discapacidad (Cermi) para denunciar que las mujeres con discapacidad han experimentado una “extrema vulnerabilidad” por culpa de la pandemia mundial.

Según los datos de las últimas estadísticas oficiales, ofrecidos por la Macroencuesta de Violencia contra la Mujer 2019, señalan que el 20,7 % de las mujeres con discapacidad ha sufrido violencia física o sexual de alguna pareja, frente al 13,8 % de las mujeres sin discapacidad. Asimismo, esta macroencuesta recoge que el 17,5 % de las mujeres con discapacidad que ha sufrido violencia física, sexual, emocional o ha sentido miedo de sus parejas afirma que su discapacidad es consecuencia de la violencia ejercida sobre ellas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios