Infraestructuras

Las asociaciones vecinales del Casco Histórico de Córdoba se oponen a un nuevo local de ocio en la Cruz del Rastro

  • La Axerquía insiste en que se va a dar una nueva licencia sin importar la vida y la salud de los vecinos "que ya sufren bastante con lo que deriva de estos locales"

Protesta de la Asociación de Vecinos La Axerquía.

Protesta de la Asociación de Vecinos La Axerquía. / El Día

Las asociaciones vecinales la Medina, San Lorenzo existe, Conde de Vallellano, Centro Histórico y Plataforma por Córdoba han mostrado su rechazo a que se pueda aprobar una fachada de estilo contemporáneo para el complejo de ocio que se quiere ejecutar en la Cruz del Rastro, "debido a que supondría un atentado para el paisaje del Casco Histórico, declarado Conjunto Histórico-Artístico, precisamente -entre otras cuestiones monumentales- por el mantenimiento de un caserío con un estilo histórico-tradicional". Los colectivos insisten en que de posibilitar una fachada de estilo contemporáneo, "se perpetraría esta aberración en una de las entradas más emblemáticas al Casco, como es a la calle La Feria, que constituye uno de los viarios más literariamente narrados y documentados de la parte más artística de Córdoba". 

Las asociaciones han defendido que la Gerencia de Urbanismo debiera ser la mayor garante de la conservación del Casco Histórico de Córdoba "y no convertirse en el renovado cuartel de artillería contra la conservación del Casco, por interpretaciones torticeras del Plan Especial del Casco Histórico que destaca entre sus objetivos la defensa de los invariantes tipológicos tradicionales y la invitación al uso de los sistemas constructivos tradicionales". 

También ha mostrado su rechazo la Asociación de Vecinos La Axerquía, desde donde han insistido en que "se va a dar licencia a un nuevo proyecto de ocio en la Cruz del Rastro 2, sin importar la vida y salud de los vecinos que ya sufren bastante con lo que deriva de ellos como, ruido, suciedad, falta de descanso y que además ni siquiera merecen recibir respuesta a las alegaciones que se presentaron en septiembre de 2018 y parece que tampoco merecen conocer el proyecto, que debe de haber cambiado para que le vayan a dar la licencia porque con el proyecto que presentaron en 2018 le fue denegada".

Desde la Axerquía han recordado que llevan años denunciando cómo el Casco Histórico y La Axerquía "estaban perdiendo de forma progresiva su identidad", dónde sus vecinos se están marchando y solo aumentan el número de locales de ocio, hostelería, apartamentos, viviendas turísticas y hoteles. "Solo tenemos que pasear por la zona para darnos cuenta de ello", han puntualizado.

Y han insistido en que, "a pesar de lo que ha significado la pandemia para nuestra salud y para la economía pensábamos que en este año a la administración le habría servido para darse cuenta de esta situación y que estaría trabajando, para intentar revertirla, en la revisión del Plan Especial de Protección del Casco Histórico para conseguir el regreso de residentes, de vecinos y vecinas que son los que hacen barrio y que vuelvan a hacer de nuestro Casco Histórico, un Casco Vivo, que es lo que lo ha distinguido y hecho merecedor del nombramiento de Patrimonio mundial por la Unesco. Pero no, parece que en lo que han estado trabajando es en volver a dar licencias a locales de ocio y restauración y para nuevos apartamentos y hoteles".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios