• Desde que el 6 de diciembre de 2012 la Fiesta de los Patios fuera declarada Patrimonio Mundial, las visitas no han parado de crecer, contribuyendo a incrementar las cifras de visitantes en la ciudad

El festival de los Patios

Una cita turística sobresaliente

Algunos propietarios de los patios celebran la declaración de la Unesco como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad. Algunos propietarios de los patios celebran la declaración de la Unesco como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad.

Algunos propietarios de los patios celebran la declaración de la Unesco como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad.

Barrionuevo

Escrito por

· F.J. Cantador

Redactor

Tras su inclusión por la Unesco en el Listado Representativo del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad el 6 de diciembre de 2012, la Fiesta de los Patios de Córdoba ha redoblado su proyección como promoción turística de la ciudad. La idiosincrasia de la Fiesta, en la que los cuidadores y propietarios de los recintos abren las puertas de sus casas a gente que no conocen de nada para que observen no solo una decoración, sino un modo de vida, le valieron ese reconocimiento.

"La Fiesta de los Patios de Córdoba promueve la función del patio como lugar de encuentro intercultural y fomenta un modo de vida colectivo sostenible, basado en el establecimiento de vínculos sociales sólidos y de redes de solidaridad e intercambios entre vecinos, estimulando al mismo tiempo la adquisición de conocimientos y el respeto por la naturaleza", justificó la Unesco la declaración. La cita, organizada por el Ayuntamiento, se ha convertido en la fiesta por excelencia y de excelencia del Mayo Festivo cordobés, un encuentro que año tras año congrega a más cantidad de visitantes, con lo que ello supone para incrementar las cifras de turistas que llegan a la ciudad, muchos de los cuales vienen atraídos por el atractivo singular de la cita.

Sin ir más lejos, en 2019 se rozó el millón de visitas. La excepción ha sido 2020, año en el que la pandemia del coronavirus ha supuesto un modo distinto de celebrarla. En esta ocasión el Ayuntamiento ha decidido que la cita finalmente se lleve a cabo –al contrario que el resto de celebraciones del Mayo Festivo, como las cruces o la Feria–, pero en octubre. La Fiesta de los Patios 2020 ha estado exenta de concurso y se ha convertido en un certamen, trasladándose al otoño y con la mayoría de las visitas recibidas de índole local. Pero esto no es nada más que una anécdota en unas décadas en las que este espectáculo por excelencia y de excelencia no ha dejado de crecer.

Aglomeraciones para ver los patios del Alcázar Viejo. Aglomeraciones para ver los patios del Alcázar Viejo.

Aglomeraciones para ver los patios del Alcázar Viejo. / José Martínez

El hecho de redoblar la proyección de la marca Patios de Córdoba para la promoción turística de la ciudad debe ser contextualizado en una estrategia más amplia, empresarial y política, con amplia repercusión mediática, de posicionamiento de Córdoba como destino competitivo de turismo cultural; estrategia que pone la generalidad de expresiones patrimoniales culturales al servicio de una actividad que es clave para esta tierra.

Los distintos gobiernos locales que han pasado por Capitulares en los últimos 20 años se han esforzado en mejorar la Fiesta; y lo han logrado, aunque no han sabido poner remedio a temas como el de la masificación de las distintas rutas que la componen, más evidente en las zonas del Alcázar Viejo y en Santa Marina, donde las calles –sobre todo en fin de semana– se hacen intransitables muchos de los 14 días de celebración y las largas colas de acceso se traduce en tediosas esperas y pocos minutos para disfrutarlos. Con esa situación, el debate año tras año es lógico: ¿puede la Fiesta de los Patios morir de éxito? Un debate al que vence la idiosincracia y la singularidad de una cita única.

Una forma de intentar luchar contra esa masificación ha sido la puesta en marcha estos últimos años de una aplicación digital en la que se detalla al momento cuál es la situación de las rutas. Otra, la figura de los controladores. El sistema de supervisión en los accesos a los patios lo inició el Ayuntamiento en 2014, con José Antonio Nieto (PP) como alcalde, ya que desde que la Fiesta fuera declarada Patrimonio Mundial los recintos comenzaron a recibir visitas casi de manera incontrolada.

Un controlador en un recinto. Un controlador en un recinto.

Un controlador en un recinto. / José Martínez

Esto llevó al Consistorio a idear un plan de control que permitiera repartir el público en las distintas rutas. Ese año, 2012, se llevó a cabo un plan piloto con un sistema de pases que había que descargarse previamente de internet y que permitía visitar dos rutas al día (sólo necesario los fines de semana, por ser los días de más aglomeraciones). El programa, además, permitía llevar la cuenta de los visitantes, aunque la lectura del código de barras en ocasiones entorpecía el fluido de las visitas. Ese sistema de pases desapareció, no así los controladores, que son ya parte del paisaje de la Fiesta. Estos trabajadores (el Ayuntamiento subcontrata el servicio a una empresa) permiten desahogar la labor del propietario del recinto visitable. En los últimos años el certamen ha contado con unos 50 patios de índole privado y una docena de recintos institucionales.

Además, el relevo generacional es tema de conversación y debate cada vez que la fecha de celebración del Festival de Patios de Córdoba se acerca. Sin ir muy lejos, el año pasado se conocían las conclusiones del I Congreso Internacional Patios de Córdoba. Patrimonio cultural, ciudad y turismo sostenible, donde se discutió sobre la necesidad de educar a los niños acerca de esta cita para lograr su conservación en el tiempo.

Durante estos últimos años se ha diversificado la Fiesta con la celebración de los Patios en Navidad y la creación de varias rutas privadas que se pueden visitar durante buena parte del año.

El patio de Isabel II, 1 decorado para los Patios en Navidad. El patio de Isabel II, 1 decorado para los Patios en Navidad.

El patio de Isabel II, 1 decorado para los Patios en Navidad. / José Martínez

La guía de 'el Día'

Una herramienta única para conocer la Fiesta de los Patios de Córdoba es la guía que cada año, desde 2003, edita el Día, un manual que fue pionero y que es el más definitivo y el más completo de la cita por excelencia del Mayo Festivo cordobés. Esta guía llega además a todos los rincones de Andalucía, con lo que facilita las visitas a los que se acercan a Córdoba desde la región. Toda una apuesta de este periódico por los Patios.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios