• Como decía Séneca, no hay viento favorable para el que no sabe dónde va

20 ANIVERSARIO | PUNTOS DE VISTA

Córdoba como manera de ser

Un AVE llegando a la estación de Córdoba. Un AVE llegando a la estación de Córdoba.

Un AVE llegando a la estación de Córdoba.

Salas / Efe

Escrito por

Jesús Coca | Presidente de Asfaco

Córdoba es el resultado de un cruce de caminos. Caminos que se hicieron al andar –como decía el poeta–, crisol de civilizaciones y una de las más antiguas de occidente. No en vano fue Colonia Patricia y capital Omeya. La herencia que hemos recibido marca el carácter. El cordobés es, somos, poco dados al halago y al estruendo; Córdoba callada. Se nos acusa, no sin cierta razón, de senequistas, estoicos en muchas ocasiones. Son tópicos, sin duda, pero, precisamente hoy somos los que somos por nuestra historia. Nuestra economía, y la manera de entenderla, gira en torno a lo que hemos sido, somos y seremos. Desconocer esto o negarlo sería el primer error de cara a construir la Córdoba del mañana.

Mi generación tiene el encargo de cuidar de esa herencia y como obligación moral, ampliarla para que nuestros hijos reciban un patrimonio mayor. Una de las exigencias que desde el mundo empresarial se ha hecho a los políticos de todo signo es la necesidad de un planteamiento de ciudad a largo plazo, con unas señas de identidad propias que determinen su sitio en el mundo.

Al momento de escribir estas líneas, en plena epidemia en el siglo XXI, se ha comprobado que Córdoba, más allá de la agricultura, es una ciudad de servicios. En los últimos años, quizás más por necesidad que por convencimiento, se ha orientado el esfuerzo en el turismo.  Por desgracia, hemos visto cómo factores externos afectan de manera extraordinaria al sector turístico hasta el punto de reducirlo a la inexistencia como en el momento actual. Esto debe llevarnos a una reflexión; indiscutiblemente es un sector muy importante para Córdoba y, en modo alguno, habría que dejar de apoyarlo empresarial e institucionalmente, pero no es menos cierto que se hace necesario no depender exclusivamente –o en gran medida– de él. Existen alternativas; es obvio que el enclave geográfico puede ser determinante como nudo logístico y haríamos mal en no aprovecharlo. No es nuevo, los romanos ya advirtieron de que la ciudad cuenta con una situación privilegiada como centro de comunicaciones 

Al igual que contamos con empresas pioneras en textil, aeronáutica, industria, música, ocio, construcción, salud, formación, deporte y otros variados campos, que pueden ser la base de una ciudad referencia, cada una, en su sector correspondiente. Hay una importante iniciativa empresarial en Córdoba, gente joven con ganas de emprender, de buscar soluciones actuales a los problemas del futuro. 

No se trata de exigir, se trata de aceptar la cuota de responsabilidad de cada cual, desde el mundo empresarial se le exige a la administración que ayude; que ayude pero no mediante subvenciones, sino mediante instrumentos que faciliten la labor de la sociedad, con una respuesta ágil, digital y con seguridad jurídica, eliminando las trabas burocráticas y estableciendo las directrices de la ciudad del mañana. Sin duda es el momento, hay que repensar la ciudad y dejar de lado incluso aquellos axiomas que nos vienen dados como inamovibles. A partir de ahí, tenemos que hacer un proyecto a largo plazo, ajeno a las diferencias políticas y pensado para el futuro. 

Recuerden que, como decía nuestro paisano Séneca, no hay viento favorable para el que no sabe dónde va.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios