Domingo de Resurrección en Córdoba: Luz y Alegría sin el Señor Resucitado

Semana Santa 2023

La hermandad, tras una avería en el paso procesional de su titular, ha realizado su estación de penitencia con su Virgen, que ha dado esperanza a un agridulce día por las calles de la ciudad

Una avería en el paso procesional impide la salida del Señor Resucitado de Córdoba

Domingo de Resurrección en Córdoba: las imágenes de la procesión de la hermandad del Resucitado

La Virgen de la Alegría, durante su salida procesional.
La Virgen de la Alegría, durante su salida procesional. / Miguel Ángel Salas

Brisa mañanera y sol en un Domingo de Resurrección donde los fieles y devotos ponen su mirada en la iglesia de Santa Marina de Aguas Santas. Con una puntualidad excelsa, la hermandad del Resucitado puso su cortejo en las calles de la ciudad para hacer su tradicional estación de penitencia, con la que se pone el punto y final a la Semana Santa cordobesa.

Los nazarenos de hábito blanco y cíngulo azul turquesa avanzaban hacia San Andrés por Santa Isabel y Enrique Redel cuando Nuestro Padre Jesús Resucitado y María Santísima Reina de Nuestra Alegría aguardaban en el interior del templo. Cada uno de los titulares de esta cofradía salen por puertas diferentes de la parroquia de Santa Marina, donde aguardaban multitud de fieles y devotos.

La banda de La Fusión de Marmolejo-Lopera de Jaén avanzaba en la cruz de guía. Todo estaba preparado para la salida de Nuestro Padre Jesús Resucitado tras ver también a los tradicionales huevos fritos, conocidos popularmente a los nazarenos que salen con el hábito anterior de esta corporación, y los raíles por los que salen los titulares del templo.

La Agrupación Cristo de Gracia ya esperaba fuera de Santa Marina. Antonio Sánchez mandaba a sus costaleros a meterse en faena para ser los pies del Señor Resucitado por las calles de Córdoba. Y de repente llegaron los problemas. Tras lo sucedido en 2022 con la Virgen, ahora fue con el paso dorado del misterio de la Resurrección, en el que el Señor aparece junto a un portentoso ángel y dos soldados judíos.

Muy cerca del arco ojival de salida de Santa Marina se encontraba el paso de Nuestro Padre Jesús Resucitado. Los minutos pasaban y los nervios se acrecentaban al ver que todo estaba parado. Un problema en el paso procesional estaba provocando esa tardanza -la Agrupación de Cofradías estaba al tanto de todo-. A pesar de todo, la hermandad mantuvo la compostura con el tramo de nazarenos del Señor que estaban ya en la calle.

El Señor Resucitado, en el interior de Santa Marina.
El Señor Resucitado, en el interior de Santa Marina. / Miguel Ángel Salas

Tras unos momentos de tensión y nervios, la hermandad tomó una drástica decisión. "Debido a la fractura del mecanismo de bajada de Nuestro Señor Resucitado, nuestra cofradía realizará estación de penitencia únicamente con María Santísima Reina de Nuestra Alegría y coredentora", anunció la corporación en sus redes sociales.

También lo hizo la Agrupación de Cofradías: "La hermandad del Resucitado sólo procesionará con la Virgen de la Alegría por avería en el sistema de soporte del paso del Señor". En ese momento, la puerta principal de Santa Marina se cerró y los fieles y devotos presentes pusieron rumbo a la puerta lateral del templo, desde donde sale la Virgen de la Alegría.

Hubo lágrimas tras ver que el Señor Resucitado no haría estación de penitencia, pero la hermandad supo ajustar su cortejo de dos pasos en uno solo. La Agrupación Cristo de Gracia se colocó por delante de la cruz de guía y la banda de La Fusión de Marmolejo-Lopera (Jaén) aguardó a la salida de la Virgen de la Alegría para dedicarle la marcha Ave María de Caccini.

Con un retraso lógico en la salida, la Virgen de la Alegría salió por la puerta lateral de la iglesia de Santa Marina a las 10:17. Juan Luis Berrocal, capataz del paso de palio, dedicó la primera levantá "a los hermanos del Señor porque todos ellos vienen con nosotros hoy". En ese momento, el cortejo avanzó hacia carrera oficial, pero con la inusual imagen de que su titular, el Señor Resucitado, se tuvo que quedar en el interior del templo por una avería en el sistema de soporte de su paso procesional.

La imagen de Juan Martínez Cerrillo dio luz a un agridulce Domingo de Resurrección para una cofradía que mantuvo el tipo y que supo gestionar de la mejor manera posible un trago amargo. Mientras el cortejo avanzaba hacia la Santa Iglesia Catedral, Santa Marina abrió sus puertas para que fieles y devotos pudiesen visitar al Señor Resucitado.

Lágrimas en el cortejo del Resucitado.
Lágrimas en el cortejo del Resucitado. / Miguel Ángel Salas

Tras su paso por San Andrés y San Pablo, la cofradía llegó a la Puerta del Puente. Los sones musicales de la Agrupación Cristo de Gracia anunciaban la llegada de un cortejo cerrado por la Virgen de la Alegría, con su cara dulce y cargada de esperanza en un paso palio de bella factura. La Reina de Santa Marina estrenaba también la corona diseñada y ejecutada por José Manuel Bernet, bendecida y presentada el pasado 3 de diciembre de 2022.

Con la marcha Corpus Christi interpretada por la banda de música de Mairena del Alcor avanzaba por la tribuna de autoridades, donde estaban Olga Caballero, presidenta de la Agrupación de Cofradías, y Salvador Fuentes, presidente de la Gerencia de Urbanismo, como representante municipal. Una multitud de curiosos observaban el paso de un palio en el que destacaba también la Virgen de la Luz, cotitular de esta cofradía del Domingo de Resurrección.

Con un alegre caminar, la Virgen de la Alegría se adentró en la Santa Iglesia Catedral. Allí el obispo de Córdoba, Demetrio Fernández, pidió a los presentes que no les apene "este pequeño incidente que ha impedido la salida del Señor Resucitado". "Teniendo a Ella, lo tenemos todo. Alegrémonos", indicó el prelado en el primer templo de la Diócesis.

Tras su paso por la Santa Iglesia Catedral y poner el punto y final a la carrera oficial de esta Semana Santa, la hermandad realizó su recorrido de vuelta a un templo donde aguardaba el regreso de su Madre el Señor Resucitado. Hubo emoción y momentos para el recuerdo en Santa Marina, donde la Agrupación Cristo de Gracia dedicó a la Reina de la Alegría la marcha La Esperanza de María y donde se acabó un año más la Semana de Pasión cordobesa.

stats