Subbética

Varias localidades de la Subbética confirman la fecha de apertura de sus piscinas municipales

  • Hasta cuatro municipios -Iznájar, Priego de Córdoba, Cabra y Luque- eligen el día 1 de julio para abrir sus instalaciones

  • Fuente Tójar y Almedinilla expresan más recelos y solo Zuheros ha anunciado que mantendrá cerrada su piscina

Piscina de Iznájar Piscina de Iznájar

Piscina de Iznájar / El Día

Palenciana inaugurará su piscina municipal en el fin de semana que empieza el próximo viernes 19. Es la localidad de la Subbética que más anticipa la apertura de sus instalaciones. En esta comarca del sur de la provincia, al delinearse la transición entre las fases dos y tres de la moderación de las limitaciones por la emergencia sanitaria del covid-19, se afianza la propensión compartida de abrir los recintos acuáticos públicos. Algunos de los municipios, como la propia Palenciana, Iznájar, Rute, Luque, Cabra o Priego de Córdoba han fijado ya una fecha exacta, otros aún estudian concienzudamente, contraponiéndolos, beneficios e inconvenientes y, únicamente Zuheros, ha confirmado la cancelación de la temporada de baños.

En las semanas previas a este excepcional y extraño verano, la Mancomunidad ha convocado sendas reuniones con la voluntad de intercambiar impresiones, tantear opiniones y extraer criterios convergentes ante una decisión –el uso de piscinas públicas- que incumbe a multitud de personas y que implicaría una movilidad significativa de ciudadanos.

Las consideraciones vertidas, tanto en la junta de gobierno –que integra a los 14 alcaldes- como en la posterior sesión que citaba a los coordinadores de área, clarificaron, afianzándolo, el firme y mayoritario propósito de autorizar el uso de estos espacios de diversión y recreo. Una ilusionante pretensión que convive con la extrema prudencia y la advertencia de que cualquier imprevisto negativo revertiría la idea inicial.

La festividad de San Juan suele anunciar en Palenciana el estreno anual de su piscina. En este inusual año, la reapertura se adelanta procurando, así, compensar, mínimamente, una disminución general del aforo que también perjudica a la familia que regenta el restaurante. El Ayuntamiento también pondera una rebaja en el arrendamiento. “Nos falta cerrar el proceso selectivo para los puestos de trabajo”, concreta el alcalde Gonzalo Ariza (PSOE), ya que la plantilla, por la elevación de las exigencias sanitarias, se duplica, de cinco a diez personas.

Una semana después, el viernes 26, aún de junio, comenzará a funcionar la infraestructura acuática de Rute, ejecutada en 2018. Por la escasez de tiempo y para asegurar rapidez administrativa, el Consistorio articula un contrato menor como alternativa a la licitación ordinaria en la gestión de este recurso.

Un "esfuerzo económico" para "compensar" a los vecinos

Cuatro localidades ya han señalado el miércoles 1 de julio como jornada de comienzo de la campaña de verano. Cabra, Priego de Córdoba, Luque e Iznájar.

En el municipio egabrense, únicamente resta la aprobación de las condiciones específicas por parte del consejo de administración del Patronato Municipal de Deportes. De idéntico modo, acogiéndose al 50% de asistencia de usuarios que determina la Junta de Andalucía, Priego de Córdoba última los requerimientos de limpieza y precaución.

Desde Iznájar, su alcalde, Lope Ruiz (PSOE), reflexiona que “este esfuerzo económico”, traducido en la bajada de ingresos y el incremento de gastos, “compensa” el sacrificio “que han hecho los vecinos en estos meses”.  Y, en Luque, su homóloga, Felisa Cañete (PSOE), corrobora que el período proyectado “es el mismo de todos los años, hasta el 31 de agosto”. Prefiere atenerse a un aforo del 30%, marcado por el Gobierno central, y que contraería la cifra de bañistas a 97. Avanza un refuerzo del personal de limpieza y de la vigilancia y aún no descarta el desarrollo de cursos de natación.

Este mismo punto temporal de referencia, el 1 de julio, es la jornada más probable de reinicio del ocio vinculado al agua, en el vaso polivalente y los otros dos de chapoteo, en Doña Mencía. El área de Deportes última las labores ordinarias de mantenimiento y las formaciones políticas definirán, de manera inmediata, las normas a respetar y asimilar.

Los Ayuntamientos culminan las adjudicaciones de la gestión de las piscinas

El Ayuntamiento de Encinas Reales acaba de adjudicar la prestación de cometidos básicos como monitoría, vigilancia, mantenimiento, bar y taquilla y prevé los primeros chapuzones al principio de julio, como Benamejí, donde el Consistorio examina “un sistema novedoso” de acceso a la piscina basado en la “adquisición de parcelas”, que supliría a los tiques habituales y supervisará el volumen de concurrencia a través de venta digital de entradas.

En Lucena, el municipio de mayor dimensión de este entorno geográfico, el Ayuntamiento ratifica su meridiana intención de aceptar el disfrute en el completo acuático de la avenida Blas Infante y, además, en la piscina fluvial de la aldea de Jauja. En unos días, se formalizará, muy probablemente, esta determinación afirmativa después de certificar las garantías higiénicas y de prevención inexorables.

Juan Miguel Sánchez, regidor de Carcabuey (IU), adopta una precavida postura. Sin ocultar su deseo de permitir la utilización de las dependencias de la calle El Parador, remarca que “valoramos todas las opciones”. Reconoce que “la estamos acondicionando como si la fuéramos a abrir, pero es un tema bastante complicado”. Menciona, por ejemplo, que 30 municipios de Granada y “prácticamente todos” en la Campiña Sur cordobesa, excepto Montilla, “no van a abrir”.

El cierre en Zuheros, una decisión de la Corporación

Más dudas brotan en Fuente Tójar y Almedinilla. Mari Fe Muñoz (PSOE), alcaldesa del primer municipio, insiste en que se trata de una cuestión “delicada” y sí advierte de que “si abrimos, no ser antes del 1 de julio” y, en virtud de la normativa remitida, “previa reserva”. El acuerdo final podría sellarse la próxima semana. A unos 20 kilómetros, en Almedinilla, el Consistorio, por ejemplo, contempla la opción de cerrar el bar y consentir la entrada de los vecinos que quieran refrescarse en el agua. Jaime Castillo (PSOE), subraya que “es un servicio social, ante las altas temperaturas, para aquellos que no tienen piscina”, y puntualiza que “si decidimos no abrir es por motivos sanitarios”. Actualmente, se construye un vaso nuevo y aseos accesibles; y, al mismo tiempo, la extensión de sombra se incrementa y remodela con hilo músical.

Por último, desmarcándose de las posiciones precedentes, Zuheros se decanta por suspender su ciclo de baños. “Las medidas sanitarias son muy difíciles de poderlas cubrir”, expone la alcaldesa Manuela Romero (PSOE). En segundo término, hace referencia a causas económicas porque “no tenemos aforo amplio y el bar no había planteamiento de licitarlo”. En definitiva, recalcando un pacto de la Corporación avala esta difícil comunicación, resuelve que “no nos arriesgamos a que pueda haber algún caso porque, sobre todo, los fines de semana viene muchísima gente de fuera”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios